La temporada alta impulsa provisionalmente la confianza de los empresarios del transporte

La temporada alta impulsa provisionalmente la confianza de los empresarios del transporte entre el segundo y el tercer trimestre de 2022, a la espera de acontecimientos para una última parte del año incierta.

Martes, 12/07/2022 por CdS

Los transportistas perciben que el segundo trimestre del año ha cumplido con sus expectativas.

Tras un segundo trimestre que ha cumplido las expectativas, la confianza empresarial en el transporte se mantiene de cara al tercer cuarto de 2022.

En este contexto, el Índice de Confianza Empresarial Armonizado del INE presenta, en el segmento del transporte y la hostelería, un incremento de un 12,86% de cara al tercer trimestre de este mismo año con respecto al segundo cuarto de 2022.

El dato refleja un relativo y provisional optimismo de unos empresarios que esperan una buena temporada veraniega y esperan acontecimientos de cara a un último trimestre del año para el que se espera un deterioro de la situación.

Más en detalle, en el ámbito del transporte, un 26% de los gestores de empresas del sector considera que la marcha de su negocio será favorable en el período, mientras que un 26,5% opina que será desfavorable y el 47,5% restante considera que el trimestre tendrá un comportamiento acorde a sus perspectivas.

Por tanto, el saldo entre opiniones optimistas y pesimistas se coloca en un índice negativo de 0,5 puntos, frente a los 4,2 puntos también negativos de todos los sectores de actividad.

Un segundo trimestre de 2022 en línea con lo que se esperaba

Con respecto a la evolución del tramo que va de abril a junio de este mismo año, un 25,3% de los empresarios del sector transporte estima que se ha comportado de manera favorable. En sentido contrario, un 23,3% es pesimista sobre el comportamiento del segundo cuarto del ejercicio.

Así mismo, un 51,4% de los empresarios de transporte encuestados por el INE cree que el segundo trimestre de 2022 se ha comportado de acuerdo a las expectativas que se tenían puestas en él.

Así pues, el saldo de opinión con respecto al trimestre finalizado se coloca en un saldo positivo de dos puntos, frente al 1,3 también positivo de la media la totalidad de sectores económicos analizados por el INE.