Las obras en el túnel de San Lorenzo han durado cuatro meses.

Las obras en el túnel de San Lorenzo han durado cuatro meses.

En la última semana de octubre se ha restablecido el tráfico de vehículos, sin restricciones para mercancías peligrosas ni para vehículos pesados, en el túnel de San Lorenzo, tras la finalización de unas obras que han durado cuatro meses.

Los trabajos, que han motivado la prohibición de circulación para los vehículos de mercancías peligrosas y para los vehículos de más de tres metros de anchura o más de 4,5 metros de altura durante cuatro meses, han servido para adaptar las instalaciones del túnel de San Lorenzo a la normativa europea sobre requisitos mínimos de seguridad para túneles de la red transeuropea, obligatorio para los túneles con más de 500 metros de longitud.

Ante los perjuicios que hubiera tenido el cierre al tráfico de vehículos pesados por la infraestructura, así el más que previsible colapso que se hubiera podido producir en la N-1, la Diputación de Guipúzcoa decidió permitir la circulación de los camiones por la A-15 durante el tiempo que han durado las obras del túnel de San Lorenzo.

Durante los trabajos se ha extremado la seguridad del túnel con vigilancia continua desde el centro de control y un equipo de primera intervención de los bomberos durante 24 horas los siete días de la semana.