Los sindicatos de CC.OO. y UGT han alcanzado un preacuerdo en el ERE de FCC-Logística que afecta a los centros de la provincia de Guadalajara. Este acuerdo se está consultando con el personal en todos los centros para, si lo ratifican, firmar el acuerdo el jueves 20 de diciembre. Por ello, ambos sindicatos han desconvocado las movilizaciones previstas.

El preacuerdo alcanzado deja el número máximo de extinciones de contratos en 60 personas, de las que hasta 25 se podrán acoger voluntariamente al expediente de regulación de empleo (ERE), que tendrán un plazo de adscripción hasta el 27 de diciembre, con una indemnización a razón de 30 días de salario por cada año trabajado, con el tope de 18 mensualidades.

La comisión negociadora y la empresa aceptan que, durante los dos años de vigencia del acuerdo, el tiempo denominado como «bocadillo» deja de ser tiempo de trabajo efectivo. Además se acuerda la implementación de una bolsa de horas flexibles de 270 horas a cada trabajador y la movilidad entre centros de trabajo de Guadalajara. Todo ello regulado en un reglamento. Por otra parte, se establece una comisión de seguimiento que interprete lo pactado en caso de discrepancias y vigile su aplicación.

Como garantía, se establece una cláusula de estabilidad en el empleo, por la que durante la vigencia del presente acuerdo, la empresa se compromete a no acometer ningún despido basado en causas objetivas, con excepción de las motivadas por la pérdida de un cliente.

Como consecuencia de los acuerdos alcanzados, los sindicatos CC.OO. y UGT ha decidido desconvocar las movilizaciones previstas para los próximos días, en especial la huelga que estaba previsto que comenzara este 19 de diciembre.

Fuentes sindicales aseguran que “estarán atentos al cumplimiento de lo pactado”, que evita un número importante de despidos planteados inicialmente por la empresa, así como establece mediante reglamento una serie de cambios en las condiciones de trabajo, temporalmente, que han de servir para que la empresa pueda posicionarse mejor en el mercado y, lo que es más importante, “establece garantías de empleo para la plantilla, que se situará entorno a 900 personas”.