AENA aspira a conseguir 16 millones de euros de beneficios a pesar de la crisis

Debido al volumen de tráfico y la estructura de costes durante el 2009, las previsiones apuntaban a que Aena no ganaría dinero hasta 2017. Pese a ello, el ente prevé conseguir un beneficio antes de impuestos de 16 millones de euros para 2011.

Por lo tanto la compañía abandonará su situación de números rojos cinco años antes de lo esperado mediante el beneficio consolidado, alrededor de dos millones de euros, y el de sus filiales, Aena Internacional y Centros Logísticos Aeroportuarios, Clasa.

Sin embargo, debido a la reforma estructural del control aéreo y el programa de austeridad, Navegación Aérea obtendrá beneficios pero Aeropuertos no.

Esta reforma estructural supuso la reducción de la masa salarial de los controladores, en 2008 el salario era de 780.000 millones de euros, sin embargo durante el año 2010 la cantidad descendió a 480.000 millones de euros. Asimismo el programa de austeridad reduce los costes del control aéreo en 700.000 millones en cuatro años.

Los datos demuestran que la nueva ley de control y el convenio colectivo funcionan adecuadamente. Para Juan Ignacio Lema, presidente del gestor aeroportuario «estamos aplicando la ley y el laudo, seguimos en contacto y negociando con el sindicato de controladores y estaremos siempre dispuestos a negociar todos aquellos aspectos que son negociables dentro del nuevo marco«.

Las tarifas de ruta (control) se redujeron un 7,5% en 2010, en 2012 se volverán a rebajar otro 7,5%. «En 2008, con una tasa de ruta de 84 euros de media, perdimos 200 millones de euros en Navegación Aérea, hoy con 78 euros, ganamos dinero«, apuntó.

Por otro lado, el aplazamiento de las concesiones de Madrid- Barajas y de Barcelona-El Prat hasta el próximo 31 de enero, «es lo más sensato«, según Lema, debido a las dificultades de financiación manifestadas por los consorcios que pujan por dichos contratos.

AENA aspira a conseguir 16 millones de euros de beneficios a pesar de la crisis

Objetivos para el 2014

La CE ha recomendado a España, Reino Unido, Alemania, Austria y Francia que impulse medidas para reducir el retraso medio de vuelos ligados a la gestión del tráfico aéreo y a la reducción de costes, y le ha dado un plazo de dos meses para revisar su plan nacional para cumplir con los objetivos marcados para 2014.

A pesar de ello, la puntualidad en los aeropuertos de la red mejoró un 10% durante el mes de octubre respecto al mismo mes del año anterior. Igualmente, durante los diez primeros meses del año mejoraron las demoras de navegación un 70% y los índices de seguridad un 20%.

En España Aena está realizando los parámetros marcados para 2014, por ello ha rebajado hasta un 15% en dos años la tarifa de ruta, situándose por debajo de la medio de los cinco principales proveedores de control de la UE. Lema recordó que los países que no cumplen todavía con los parámetros son los de mayor tráfico aéreo.

El gestor aeroportuario ha licitado el control de 13 torres para bajar los costes de control de torre. Además pretende seguir teniendo rebajas, pero las tasas aeroportuarias admiten una subida.

El presidente de la compañía aseguró que se tiene que mejorar y para ello comparó que en Barajas la torre registró 411.00 movimientos, con una plantilla media de 110 controladores y una retribución media de 200.000 euros, mientras que en Heathrow, Londres, se dieron salida a 477.000 aviones, con 60 controladores y una retribución media de 110.000 euros.

Según informa Aena, las tarifas de los aeropuertos españoles son más bajas que la de sus competidores. Así, la tasa internacional de pasajeros en Barajas se sitúa en los 11 euros, frente a los 56,9 euros de media de Heathrow, Frankfurt, Amsterdam y París, un 400% más cara. En Barcelona-El Prat es de 10 euros, frente a los 30 euros de Milán o Munich, que también mueven 30 millones de pasajeros.

Aumento del tráfico aéreo 

AENA aeropuertos cerrará 2011 con un aumento del 6% en cuanto al volumen de tráfico, con un movimiento de 200 millones de pasajeros. También se registrará un leve incremento del 0,1% en Madrid-Barajas.

Durante la temporada de invierno, el tráfico aéreo no es tan bueno como en verano, pero a lo largo del nuevo año el movimiento de aeronaves mejorará. Para 2012, las previsiones «no serán tan buenas como este año, pero serán positivas«.

Con respecto a la huelga de Iberia, Lema reiteró que el ente «facilitará la operación en todo lo que sea posible, siempre dentro de la legalidad, y pondrá todo de su parte para que el conflicto se solucione y no tenga lugar, si es posible«.