El Gobierno de Navarra ha anunciado nuevas labores de reparación del firme de la carretera N-121-A en el entorno de los túneles de Belate y Almandoz, a partir del martes, 26 de enero.

Está previsto que estos trabajos que obliguen al cierre del carril en sentido norte, en dirección a Irún, por lo que será necesario desviar el tráfico por el puerto de Belate.

Las autoridades navarras estiman que la previsión de buenas condiciones meteorológicas para los próximos días permitirá reperar la gran cantidad de bachas que, a causa de las inclemencias meteorológicas de las últimas semanas, se han detectado en los tramos previos al túnel de Belate, en la salida del túnel de Almandoz y en el tramo entre ambos túneles, todos ellos en la margen derecha.

Aproximadamente entre las ocho de la mañana y las seis de la tarde del 26 de enero se establecerá un desvío que dirigirá todo el tráfico en sentido norte, hacia Irán, por la carretera NA-1210 a través del puerto de Belate.

El desvío se habilitará desde el punto kilométrico 27 hasta el 35 de la N-121-A, mientras que los vehículos que circulen en dirección a Pamplona, mantendrán la circulación por su carril habitual.