Damm negocia hacerse con el total del capital de Alfil Logistics

Para el cálculo de su huella de carbono, Alfil Logistics se ha centrado en la medición de las emisiones de GEI en sus operaciones multimodales y en sus centros logísticos.

Alfil Logistics ha implantado la norma ISO 14064-1, herramienta de control, minimización y gestión de Gases Efecto Invernadero, con el objetivo de realizar la declaración GEI y poner en práctica medidas de reducción de emisiones. Para ello, en octubre, el operador fue certificado por el organismo independiente OCA.

Además, a partir del próximo año, aportará a cada cliente un informe de periodicidad trimestral, en el que se les informará de la huella de carbono que se ha creado con los servicios prestados. El objetivo es que ambas partes puedan tomar conciencia de su impacto en el medioambiente y marcarse, de manera conjunta, un plan para disminuir las emisiones de GEI.

Cálculo de la huella de carbono

Para el cálculo de su huella de carbono, Alfil Logistics se ha centrado principalmente en la medición de las emisiones de GEI en sus operaciones multimodales de transporte marítimo, carretera, ferrocarril y aéreo. Así, se ha tenido en cuenta en cada caso las cantidades transportadas y kilómetros realizados, incluyendo el mantenimiento de los transportes. También se han calculado las emisiones de GEI en sus centros de almacenaje operativos de España.

Con esta certificación, el operador busca conseguir una serie de mejoras medioambientales, como aumentar el suministro procedente de fuentes renovables, disminuir la potencia contratada y regular el consumo ajustado y la eliminación de consumo de ‘gas oil’ por energías como GLP, entre otras.

La norma ISO 14064-1 provee de especificaciones y orientaciones, a nivel de la organización, para la cuantificación y la declaración de las emisiones y reducciones de gases de efecto invernadero.