A lo largo de la última semana, el Consejo de Ministros ha dado luz verde al nuevo Plan Nacional de Servicios Especiales de Salvamento de la Vida Humana en la Mar y de la Lucha contra la Contaminación del Medio Marino, con un presupuesto de 173 millones de euros.

En el ámbito de los puertos españoles, destaca el de La Coruña, que ha recibido el sello ‘Calculo y reduzco‘ de la Oficina Española de Cambio Climático por la evolución de su huella de carbono. Además, las iniciativas en marcha en el marco del proyecto ‘Coruña Green Port’ convertirán al Puerto Exterior en el primero en ser neutro en emisiones de carbono y energéticamente autosuficiente.

En su caso, el puerto de Alicante ha sometido a información pública la petición de JSV y Francisco J. Naranjo González para el otorgamiento de una concesión con el fin de destinarla a terminal multipropósito.

El Puerto Exterior de La Coruña será el primero del país en alcanzar la neutralidad de emisiones de carbono y la autosuficiencia energética.

También en la Comunidad Valenciana, la Autoridad Portuaria de Castellón ha decidido instalar separadores de hormigón en la dársena sur para delimitar las zonas de acopio de graneles sólidos y  garantizar el cumplimiento de las medidas de protección del medio ambiente y seguridad.

Precisamente, en Castellón, Puertos del Estado ha aprobado tres iniciativas para la fase de proyectos pre-comerciales del programa Ports 4.0, siendo la Autoridad Portuaria facilitadora de dos de ellas.

Mientras, el de Almería ha abierto concurso público para la adjudicación de la prestación del servicio comercial de estacionamiento de vehículos pesados y servicios complementarios al transportista, en la explanada del muelle de Pechina.

En el País Vasco, el puerto de Bilbao ha puesto fin a la temporada de cruceros con el atraque del ‘Borealis’ y la Autoridad Portuaria de Pasajes ha otorgado una concesión a Consignaciones Toro y Betolaza para rehabilitar y explotar un almacén.

Estados Unidos pretende aplicar sanciones ante posibles comportamientos anti-competitivos por parte de las navieras.

Pasando a las navieras, CMA-CGM ha dado un nuevo paso para convertirse en un integrador logístico global, con la compra de dos áreas de negocio de Ingram Micro por 2.650 millones de euros, mientras que Maersk acaba de presentar el nuevo diseño de sus ocho portacontenedores de 16.000 TEUs propulsados por metanol.

A nivel internacional, conviene apuntar también que la Cámara de Representantes de Estados Unidos ha dado luz verde a la Ley de Reforma del Transporte Marítimo, que ahora será debatida en el Senado, y entre otras cosas, pretende aplicar sanciones ante posibles comportamientos anti-competitivos por parte de las navieras.

Asimismo, China quiere crear un potente integrador logístico controlado directamente por el Gobierno, que se denominará China Logistics Group.

 

banner-suscripción-a-cadena-de-suministro-750x110px