La última semana de septiembre ha sido pródiga en movimientos empresariales señalados dentro de un sector logístico que mira de reojo a la dramática situación que vive la cadena de suministro del Reino Unido, no en vano es, pese al ‘Brexit’, uno de los principales mercados exteriores para los productos españoles.

En este país, la conjunción de los efectos de la salida de la Unión Europea, la crisis sanitaria y la escasez de personal en algunos puestos clave, aunque poco remunerados, del sector logístico y de transporte británico está llevando a la cadena de suministro a una situación de colapso que se enfrente a una prueba de fuego durante el pico estacional de fin de año.

Ya en España, Correos Express ha iniciado un proceso para reordenar sus servicios de última milla agrupando zonas de reparto para agilizar las entregas y potenciar la sostenibilidad.

En el mismo ámbito del reparto urbano, Heineken ha iniciado un proyecto en Sevilla para realizar sus entregas de última milla para el canal Horeca con ciclomotores eléctricos.

De igual modo, Logisfashion se fortalece en Iberoamérica con la adquisición del operador panameño Blu Logistics Panamá, con lo que refuerza posiciones en Iberoamérica para los segmentos de forwarding y aduanas.

La crisis logística en el Reino Unido amenaza el pico estacional de fin de año.

Además, Llewo ha asumido servicios de logística de última milla de El Corte Inglés en una serie de localizaciones, para ir extendiéndose progresivamente a todo el país.

Así mismo, dentro del comercio electrónico, Aliexpress tiene previsto tres tiendas físicas en España antes de fin de año. Dos de ellas irán localizadas en la Comunidad de Madrid y Sevilla.

En este mismo sector, el e-commerce transfronterizo da muestras de su gran fortaleza y de que el comercio electrónico no conoce fronteras, y roza un cuarto de las ventas on-line en Europa, con clientes y empresas que se adaptan para garantizar la mejor experiencia de compra.

En el ámbito internacional, CMA-CGM ha incorporado a su división de carga aérea con dos aviones Boeing 777, mientras que el sector vive un momento delicado, con altos volúmenes y falta de capacidad, que amenazan el pico estacional de fin de año en un sector cada vez más amenazado desde el punto de vista tecnológico.

La carga aérea espera buenos volúmenes para final de año.

Al tiempo, en el segmento aéreo, el Gobierno ha decidido congelar las tasas aeroportuarias hasta 2026 en el nuevo Dora ya en vigor.

En el plano económico, desde esta semana ya es oficial el incremento del salario mínimo, algo que en la logística y el transporte podría repercutir en los colectivos con menores retribuciones, así como en los convenios provinciales más bajos.

Por lo que respecta a la inmologística, el Sepes ha dado el visto bueno definitivo a la venta de los terrenos de la ZAL al puerto de Cartagena por 2,76 millones de euros y ya solo queda que la operación se haga efectiva.

Además, Decathlon ya opera en su centro logístico de la ZAL del puerto de Barcelona, mientras que Inditex invertirá 80 millones en la ampliación de la plataforma logística de Inditex en PlaZa.

Al tiempo, Merlin Properties ha cerrado dos contratos de alquiler en el parque logístico Cabanillas Park I.