La ilerdense AT Robles ha adquirido diez unidades del Iveco Stralis NP propulsado por gas natural, así como otros tres vehículos rígidos Stralis con cabina corta de tres ejes y 330 CV, carrozados todos ellos con caja frigorífica y equipo de frío para el transporte de productos alimenticios

De las diez unidades de gas incorporadas recientemente, seis vehículos corresponden a tractoras Stralis NP 460 y cuatro al modelo Stralis NP 400, que cuentan con un depósito de GNL y cuatro bombonas de GNC y que forman parte de la apuesta de la empresa catalana por mejorar la sostenibilidad de sus operaciones de transporte y el retorno de la inversión.

Con estos nuevos equipos de gas, AT Robles podrá seguir reduciendo el impacto medioambiental de sus actividades de transporte por carretera, así como el consumo de combustibles fósiles y los costes asociados a estos gastos de energía.

Los vehículos de Iveco alimentados con gas natural emiten, según los cálculos de la marca entre un 40% y 64% menos de NOx, un 99% menos de partículas en suspensión y un 90% menos de NMHC.

De igual modo, sus emisiones de CO2 son hasta un 20% menores que las de otros motores diésel equivalentes y hasta un 95% menos con respecto a los alimentados por biometano.