A la luz de los datos proporcionados por Enagás en su último boletín estadístico, el 68,8% del gas natural importado por España en diciembre llegó en forma de GNL, mientras que el 31,2% llegó sin licuar ni regasificar, transportado por gasoductos.

La situación es muy diferente a la vivida en diciembre de 2020, cuando el 47,6% llegó en forma de GNL, y por tanto en buques metaneros, y el 52,4% a través de gasoductos. Esto se explica por el cierre del gasoducto Magreb-Europa que traía el gas de Argelia a España a través de Marruecos, una vez finalizados los contratos entre Sonatrach y Naturgy el 31 de octubre.

Tal y como explican desde Cinco Días, el flujo se ha compensado solamente en parte a través del gasoducto de Medgaz, que enlaza directamente Argelia con España.

Además, Argelia se ha comprometido a realizar envíos por barco, con lo que el tráfico de GNL desde el país africano ha pasado de 495 GWh en diciembre de 2020 a 2.357 GWh en diciembre de 2021. Desde enero, se ha llegado a los 23.425 GWh.

Por su parte, el gas que ha llegado desde Argelia por gasoducto se ha reducido desde los 12.930 GWh hasta los 8.260 GWh, con un total anual de 154.565 GWh en 2021.

El país sigue siendo el principal suministrador de gas para España, con una cuota del 42,7% a lo largo del año, muy por encima de Estados Unidos, que ocupa el segundo puesto con un 14,4%, y de Nigeria, con un 11,4%.

En este sentido, es destacable el crecimiento del GNL importado desde Estados Unidos, que ha pasado de 4.070 GWh a 10.436 en diciembre, así como de Rusia, pasando de los 1.628 GWh hace año a los 3.287 GWh, y de Angola, con un crecimiento de cero a 1.997 GWh.

 

banner-suscripción-a-cadena-de-suministro-750x110px