El prefabricado de hormigón cayó un 2,6% en 2020, según Andece. En cuanto a la evolución a lo largo del año, en los primeros tres meses de 2020 mejoró consumo, pero a lo largo del año, se aceleró la caída. Atendiendo a la distribución geográfica, en la Comunidad Valenciana, Murcia, Castilla y León, Extremadura y Galicia el consumo creció en 2020.

Las estadísticas de la Asociación Nacional de la Industria del Prefabricado de Hormigón (ANDECE) muestran una caída del 2,6% del consumo de prefabricado de hormigón en 2020, con el que se levantan la práctica totalidad de las instalaciones logísticas de nueva construcción. Si bien el año comenzó con una tasa favorable de crecimiento, tras el confinamiento de marzo se produjo una caída trimestral acelerada, para finalizar el año con cifras en rojo.

Los datos de la asociación reflejan una senda muy desigual por Comunidades Autónomas en el consumo de prefabricado de hormigón en el año 2020.

Por trimestres, los primeros tres meses de 2020 mejoraron consumo, pero a lo largo del año, se aceleró la caída. En Comunidad Valenciana, Murcia, Castilla y León, Extremadura y Galicia se aumentó el consumo en 2020. En el resto de zonas, hay cinco Comunidades Autónomas que registran un desplome de actividad de doble dígito en 2020: Aragón, Asturias, Cantabria, Castilla La Mancha y País Vasco.

Cabe destacar la favorable situación de consumo en Comunidad Valenciana y Murcia, en Extremadura, así como en Castilla y León y Galicia. Frente a ello, las doce Comunidades restantes registran una caída de consumo en 2020.

Los datos de consumo de prefabricado de hormigón en 2020 son especialmente negativos en cinco Comunidades, con descensos de doble dígito en Aragón, Asturias, Cantabria, Castilla – La Mancha y País Vasco.

Andece está integrada por las empresas de la industria del prefabricado de hormigón en España, con una producción que supera el 70% del volumen de negocio del sector industrial. Las empresas asociadas son las protagonistas del desarrollo de los prefabricados de hormigón en España y, por tanto, de la construcción industrializada, ya que vienen acometiendo importantes procesos de modernización de sus instalaciones e incorporando constantemente maquinaria de última generación.