CAPSA-Nortpalet

El plástico utilizado en la fabricación de palets se recicla al final de su vida útil para fabricar nuevas unidades.

Capsa Food ha suscrito un acuerdo con Nortpalet para transformar los residuos derivados de la producción de las botellas de plástico 100% reciclable en palets de larga vida, que se usarán para trasladar sus productos hasta los puntos de consumo.

Al ser reutilizables, en el caso de la compañía asturiana, estos equipos de transporte retornan vacíos a las fábricas para ser utilizados de nuevo sin pasar por un centro intermedio, una práctica que supone un ahorro de combustibles y de emisiones de CO2.

Con esta iniciativa, la empresa láctea trabaja en impulsar una nueva economía circular, con el fin de que los residuos se transformen en nuevas fuentes de recursos, evitando el desperdicio y avanzando en su objetivo de alcanzar cero residuos, de tal modo que no sólo en evita desechos, sino que contribuye a mitigar el cambio climático.

En los últimos años Capsa Food ha reducido en un 27% la generación de sus residuos y ha conseguido transformar el 96% de los mismos en nuevos recursos, generando combustibles de origen renovable, fertilizantes, nuevos materiales e incluso soluciones de alto valor añadido para otros procesos industriales y farmacéuticos.

De igual modo, el material plástico utilizado en la fabricación de los palets se recicla al final de su vida útil, reutilizándolos para la producción de nuevas unidades de plástico con idénticas propiedades que los originales, aunque, a causa del amplio ciclo de vida de este tipo de soportes, la gran mayoría del material utilizado procede de otras aplicaciones, especialmente de envases, con lo que se genera una cadena sostenible de reciclaje con un extenso ciclo de vida.