Cataluña va por libre en la implantación de la euroviñeta. Así, el Diario Oficial de la Generalitat de Cataluña publica este lunes el edicto por el que se somete a información pública el Decreto que establece los criterios de tarificación por uso a los vehículos pesados de transporte de mercancías por carretera a su paso por determinadas vías de titularidad de la Generalidad catalana.

De esta manera, la Generalitat de Cataluña entiende que cumple con el mandato europeo de incorporar al ordenamiento jurídico catalán la Directiva sobre la Euroviñeta durante el próximo otoño y, al mismo tiempo, escenifica un nuevo desafío al Gobierno Central y al ministerio de Fomento que, por ahora, es contrario a la implantación de esta directiva en España. Como se recordará, Cataluña ya ha decidido por motu propio modificar la vigente legislación española sobre pesos y medidas del transportes de mercancías por carretera y autorizó la circulación de camiones de 44 tn por sus carreteras autónomicas.

El departamento de Territorio y Sostenibilidad de Cataluña recurre a los principios de «quien usa paga» y «quien contamina paga», para justificar los objetivos de la Directiva de la euroviñeta para fomentar un transporte sostenible, con el fin de reducir la contribución del sector del transporte al cambio climático, así como evitar las distorsiones de la competencia que se puedan producir entre empresas del sector y favorecer el aumento de la competivivitat.

Objeto del proyecto de Decreto

El proyecto de decreto puesto a exposición pública fija los criterios que permitirán determinar las tarifas a aplicar a los vehículos de transporte de mercancías a su paso por las vías de titularidad de la Generalidad de Cataluña, incluidas en la red viaria transeuropea. Además, el departamento de Territorio y Sostenibilidad podrá extender la medida a otras autopistas o carreteras.

La disposición que ahora se impulsa mantiene las dos modalidades alternativas de tarificación recogidas en la Directiva: en función de la distancia recorrida o bien en función del tiempo de utilización de la infraestructura. La modalidad, en todo caso, se concretará en el momento de la aplicación efectiva de la medida.

Los ingresos generados por la Euroviñeta se destinarán con carácter finalista, de acuerdo con las directivas europeas, el desarrollo, mejora, mantenimiento y optimización de las infraestructuras y del sector del transporte, y el fomento de una movilidad más sostenible .

Concertación con el sector

El Gobierno catalán asegura que presentará y concertará la medida con el sector transporte en los próximos meses para que su aplicación sea “lo más neutra posible para su actividad”, y para definir las medidas de acompañamiento y apoyo al sector que las regulaciones europeas permiten, como, por ejemplo, ayudas a la «ambientalización» de las flotas.

Aplicación al eje Transversal

El Gobierno catalán prevé aplicar la Euroviñeta al eje Transversal en una primera fase, durante el segundo semestre de 2014, a los vehículos a partir de 12 toneladas. En fases posteriores, la medida podría extenderse al resto de la red de alta capacidad de Cataluña.

Para justificar su imposición, señala que este eje forma parte de la red transeuropea (TEN-T) y con su desdoblamiento, en servicio desde enero pasado, es previsible que se consolide como itinerario de paso de vehículos pesados entre el centro peninsular y Francia.

De hecho, el eje ha alcanzado cotas de entre 2.500 y 3.000 camiones al día de media, entre un 22 y 25% del tráfico total de la vía. Además, hay que considerar que el eje Transversal se financia mediante el llamado peaje en sombra, es decir, a cargo de los presupuestos públicos.