camiones-mazo-alzira-2019

El equipo humano de Grupo Mazo ha participado activamente para generar las condiciones que han permitido la obtención de estos dos sellos.

El Grupo Mazo ha obtenido de forma simultánea dos destacadas certificaciones alimentarias, como son la BRC, Global Standard for Storage and Distribution, y la IFS Logistics, International Featured Standard, con altas puntuaciones en ambos casos.

En concreto, por lo que respecta a la certificación BRC para almacenaje y distribución, desarrollada por minoristas británicos para garantizar las mejores prácticas de seguridad alimentaria y gestión operacional en la cadena de suministro, el grupo de transporte valenciano ha obtenido una calificación AA.

Así mismo, en cuanto a la certificación IFS Logistic, la compañía valenciana ha obtenido 97.71 puntos sobre 100 posibles, para un sello que audita las actividades logísticas en alimentación, trasporte, distribución y almacenamiento, entre otras, y que garantiza que el transporte de alimentos se lleva cabo bajo los más estrictos controles de higiene y temperatura.

Ambas certificaciones, extendidas por la auditora NSF International, garantizan el servicio que ofrece el Grupo Mazo y su compromiso con la excelencia, algo que, según la compañía, no hubiera sido posible sin la implicación de todo el equipo humano del Grupo Mazo para adaptar sus instalaciones y procesos internos a las especificaciones de ambas certificaciones.