AP-7 a su paso por Torreblanca

Las movilizaciones se concentrarán en cortes en la N-340 y paralelamente en marchas lentas por la autopista.

En sendas reuniones de los órganos de gobierno de las organizaciones integradas en la CETCAT y en la COT, se ha acordado apoyar y dar soporte a las movilizaciones convocadas para el próximo día 11 de diciembre a raíz de la próxima prohibición de la circulación del tráfico pesado por la N-340, en aquellos tramos en que no exista como alternativa la utilización de una vía desdoblada (AP-7).

Esta movilización ha sido convocada por la junta directiva de la Federación Empresarial de Auto Transportes de Tarragona conjuntamente con los alcaldes de la zona del Ebro, y cuenta también con el apoyo de la CETM.

Así pues las movilizaciones se concretarán en cortes en la N-340 y paralelamente en marchas lentas por la autopista. 

La reivindicación se centra en pedir la gratuidad de la autopista para todo tipo de vehículos en aquellos tramos mencionados, entendiendo que es la única forma rápida y eficiente para reducir la siniestralidad y alta congestión de la N-340.

El sector del transporte se muestra consciente de la peligrosidad de la vía, por lo que son los primeros en pedir medidas que garanticen la seguridad viaria.

Sin embargo, «no se puede aceptar ni aceptaremos imposiciones que acaben por incrementar los costes de explotación de nuestras empresas», como lo sería una bonificación del peaje, ya que las asociaciones entienden que su sector «no ha de asumir de ninguna de las maneras» la falta de inversión pública, para paliar las deficiencias en infraestructuras.