Nuevos peajes aprobados por el gobierno de Aragón

La Confederación Española de Transporte de Mercancías (CETM) ha manifestado su oposición, ante las declaraciones del presidente de la Asociación de Concesionarias de Autopistas de Peaje (Aseta), José Luis Feito, en las que vuelve a proponer al Gobierno, el cobro de peajes en toda la red de autovías del Estado como solución para la quiebra que afrontan varias autopistas de pago.

Por una parte, según la CETM, su implantación comportaría efectos perjudiciales inmediatos en la competitividad de la economía española, al encarecer el precio de todos los productos y dificultar las exportaciones como consecuencia de la situación periférica de España. 

Se trataría, por tanto, de una medida inflacionista que afectaría de forma negativa al consumidor final, reduciendo su poder adquisitivo. En consecuencia, consideran que esta medida lastraría todavía más la producción y el consumo, imprescindibles para salir de la recesión actual.

La Confederación alega que la propuesta es discriminatoria e injusta, pues incide de forma desproporcionada en el transporte de mercancías por carretera, sector estratégico e importante generador de riqueza y empleo y que cubre adecuadamente con sus impuestos, los costes externos y de infraestructuras que genera.

En consecuencia, la CETM considera que la propuesta realizada por el Sr. Feito es inadmisible y no ocasionaría ningún beneficio al conjunto de la economía española, representando una carga más para un sector como el del transporte que desde el comienzo de la crisis ha sufrido la desaparición de 24.000 empresas y 70.000 vehículos y la destrucción de más de 135.000 puestos de trabajo. 

En este sentido, han recordado que la ministra de Fomento, Ana Pastor, se ha manifestado en contra de la implantación de nuevos peajes, reconociendo lo inadecuado de esta medida en los momentos actuales y comprometiéndose a no ponerla en marcha.

Por parte de la Confederación, han afirmado que seguirán reclamando al Gobierno un trato equilibrado que les permita continuar prestando a la sociedad un servicio flexible, seguro y puntual, que al precio más competitivo, transporta el 85% de los productos que se consume cada día, lo que le posiciona como una pieza clave para el desarrollo económico y social de España.