cañamas-recibe-el-certificado-medioambiental-de-chep

La empresa familiar ha renovado su contrato con el fabricante de palets por otros dos años.

Tras más de 20 años de relación comercial, la empresa familiar de cítricos Cañamás ha renovado su contrato por dos años más con Chep, que acaba de entregarle el certificado medioambiental con los ahorros alcanzados durante 2018.

En total, a lo largo del año se ha evitado el consumo de 88.910 dm³ de madera, equivalente a más de 86 árboles. Además, se han reducido las emisiones de CO2 en 104.449 kg, lo que equivale a más de dos vueltas al mundo, y se han generado 8.407 kg de residuos, o lo que es lo mismo, más de dos camiones.

Cañamás, que tiene una fuerte presencia en Francia, comercializa unas 130.000 toneladas anuales, entre naranjas y mandarinas. En este mercado, Chep tiene disponibles distintas soluciones para la última milla, como la Mini Fresh Box, especialmente pensada para frutas y verduras.

Su objetivo es mejorar la visibilidad y el posicionamiento del producto en la tienda, para conseguir mayores ventas, al mismo tiempo que reduce su impacto medioambiental. La consolidación del contrato entre ambos por otros dos años supone un paso más en la optimización de la cadena de suministro de la empresa, que podrá alcanzar sus objetivos de sostenibilidad.