Furgoneta y moto de Correos

El sindicato reclama un proceso de consolidación de empleo todos los años.

Correos ha comunicado a los sindicatos una oferta de empleo de 1.606 plazas en toda España, que pueden solicitarse hasta el próximo 30 de julio, a través de la página web oficial.

Sin embargo, la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) ha manifestado su desacuerdo con un convocatoria que considera «pobre» y que no refleja la realidad de la empresa postal, en la que quedan más de 6.000 plazas que no serán cubiertas.

Además, considera que su distribución en muchas provincias es «aleatoria e insuficiente«, y que deberían haberse convocado más plazas en ámbitos como el reparto o los centros de tratamiento automatizado, donde se clasifica la correspondencia.

En este sentido, recuerdan que desde 2009, se ha producido una reducción de más de 12.000 efectivos en las plantillas de la empresa pública, pasando de 65.000 empleados a los 41.703 actuales.

El 10% de los puestos ofertados son a tiempo parcial

Por otra parte, el sindicato considera «inaceptable» que el 10% de los puestos que se incluyen en esta oferta de empleo sean a tiempo parcial, ya que no se ha negociado previamente. Por ello, exigen también una regulación «estable, clara y transparente«, con nuevas bolsas de empleo.

De hecho, la Central Sindical reclama un proceso de consolidación de empleo todos los años, basado en las vacantes reales producidas, que haga coincidir los intereses del personal fijo en el concurso de traslados con los del personal eventual.

Considera que la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), el ‘holding‘ público que engloba a Correos, ha llevado a cabo «una política de recortes sin precedentes» excusándose en la crisis, que ha reducido los puestos de trabajo de forma innecesaria.

A su juicio, esto ha conducido a un mal funcionamiento del servicio, con retrasos y acumulaciones incontroladas, lo que supone un «claro perjuicio» al servicio público postal.