Correos ha renovado su flota de vehículos con la compra de 1.000 motocicletas modelo Piaggio Liberty 125, 220 furgonetas Renault Kangoo de 600 kg de carga útil, 136 furgones Citroën Jumpy de 1.200 kg de carga útil y 15 furgones de 1.500 kg de carga útil.

A excepción de los furgones, pendientes de adjudicación hasta septiembre, estas adquisiciones han supuesto una inversión de 5.217.520 euros y se enmarcan en el conjunto de medidas que está llevando a cabo la empresa postal para renovar homogéneamente su flota, además de ampliarla donde sea preciso. 

Los modelos elegidos ya habían sido adquiridos en ocasiones anteriores, por lo que la experiencia de los trabajadores de distribución de la empresa con estos vehículos ha permitido adecuar las prestaciones para el servicio del reparto postal diario, a través de la comunicación directa con los proveedores.

La gama reúne una mayor seguridad y comodidad, junto a un menor consumo y menos emisiones contaminantes. Esta iniciativa se suma a otras desarrolladas por la empresa postal para reducir en lo posible el impacto medioambiental de su actividad.

La empresa distribuirá estos vehículos desde octubre hasta final de año. Las motocicletas empezarán a circular durante los meses de octubre y noviembre y las furgonetas llegarán a las unidades de reparto desde noviembre hasta mediados de diciembre.

Los furgones Citroën serán incorporados en los meses de noviembre y diciembre, y los 15 furgones restantes, cuya adjudicación se realizará en el mes de septiembre, serán distribuidos también durante el mes de diciembre.

Con las nuevas adquisiciones la flota total de Correos alcanza los 13.000 vehículos, de los cuales 9.000 son motocicletas.