bicicleta-electrica-de-dachser

El operador ampliará su flota con nuevas bicicletas que le permitirán gestionar la entrega de pedidos de mayor tamaño.

Desde el mes de diciembre de este 2018, Dachser está utilizando bicicletas eléctricas para entregar los paquetes al cliente final en el centro de Karlsruhe, al suroeste de Alemania. Cada una de estas unidades, personalizadas según las especificaciones del operador, incorpora un contenedor especial de 1,4 metros de altura y las dimensiones de un palet, que puede cargar hasta 250 kg de peso. Asimismo, un fabricante especializado ha personalizado estos nuevos vehículos según las especificaciones proporcionadas.

Karlsruhe es la única de las grandes ciudades de la región de Baden-Württemberg que no supera los límites de polución y no ha introducido limitaciones a los vehículos diésel. En cualquier caso, en el centro logístico del operador en la ciudad están empezando a probar este tipo de entregas para mantener la calidad del aire, especialmente en el centro urbano.

Además, las bicicletas logran evitar los atascos y pueden acceder a lugares donde los vehículos motorizados tienen prohibido el paso. Para la puesta en marcha del proyecto, el grupo ha contado con una compañía de mensajería local, en cuyas instalaciones ha ubicado un nuevo microhub.

En sus planes futuros, está la ampliación de la flota con otras bicicletas, algunas de las cuales ya están en desarrollo, para poder gestionar la entrega de pedidos de mayor tamaño, incluso con un volumen equivalente a dos palets.

Dachser ya opera con bicicletas eléctricas en otras ciudades alemanas, como Friburgo, Tübingen o Stuttgart.