Contenedores en el puerto de Barcelona

Desde la ciudad condal, uno de los representantes de la banda controlaba las entradas de cocaína en territorio europeo.

La Guardia Civil ha detenido a 24 personas del Clan de los Balcanes, que introducía grandes remesas de cocaína en España a través de la terminal de contenedores del puerto de Barcelona.

En la primera fase de la Operación Pórtico, la Guardia Civil desarticuló una parte de esta organización, compuesta principalmente por ciudadanos españoles, que contactaban con trabajadores de la instalación para asegurar la llegada de la droga, procedente de Sudamérica.

En esta ocasión, los agentes lograron localizar a un grupo criminal que facilitaba la entrada de la mercancía, entre los que se encuentra uno de los representantes en el sur de Europa del Clan de los Balcanes, que fue enviado tiempo atrás a Colombia para establecer contacto con proveedores de sustancias estupefacientes.

Desde la ciudad condal, controlaba ahora las entradas de cocaína en territorio europeo. Para dar continuidad a su actividad delictiva, contaba con la colaboración de varios intermediarios que se encargaban de negociar con los estibadores y demás personal portuario.

De hecho, se ha detenido a dos estibadores que, aprovechando su posición laboral, entregaban los envíos de cocaína a la rama desarticulada en la primera fase. Además, se han realizado varios registros domiciliarios en los que los agentes se han incautado de 10 kg de MDMA y han podido localizar abundante documentación y comunicaciones sobre envíos anteriores.

En total, se han intervenido más de 500.00 euros en efectivo, dos armas de fuego y 35 vehículos de alta gama, bloqueándose activos inmobiliarios por más de 20 millones de euros y 130 cuentas bancarias, con registros en Barcelona, Tarragona y Lleida.