La terminal londinense de DP World establecera un sistema para pesar los contenedores

A nivel europeo, la terminal de London-Gateway y la de Yarimca, en Turquía han sido las que más han crecido.

A lo largo de 2019, DP World ha manipulado 71,2 millones de TEUs en sus terminales de contenedores, lo que supone un incremento del 1% en términos comparables respecto a 2018.

Los volúmenes en el cuarto trimestre han aumentado un 2,1%, principalmente por el crecimiento de los tráficos en Asia-Pacífico y África, principalmente en los puertos de Busán, en Corea del Sur, Qingdao, en China, Manila, en Filipinas y Jeddah, en Arabia Saudí.

En cambio, la terminal de Jebel Ali, en los Emiratos Árabes Unidos, ha gestionado 14,1 millones de TEUs, un 5,6% por debajo del nivel del año anterior, debido a los escasos márgenes de los envíos. En el mercado europeo, el crecimiento ha sido notable en London-Gateway y en Yarimca, Turquía, destacando en América el puerto canadiense de Prince Rupert y el peruano de Callao se han registrado buenas cifras.

El 2019 ha sido un año de retos, debido a la guerra comercial entre China y Estados Unidos, así como a otras cuestiones de política regional que han generado incertidumbre en el mercado. A pesar de ello, el terminalista ha podido demostrar la resistencia de su negocio, centrando sus esfuerzos en soluciones integradas para la cadena de suministro que le permitieran conectar directamente con los clientes finales.

A corto plazo, DP World tratará de integrar de la mejor manera sus nuevas adquisiciones, controlar el nivel de gastos y realizar las inversiones precisas para mejorar su posición como socio logístico de referencia, capaz de cumplir con las expectativas del mercado.