El pacto de la Organización de Países Exportadores de Petróleo y sus aliados para limitar la producción mundial ha empujado a la baja las tasas de los petroleros. Normalmente, un acuerdo como ese habría destruido directamente el mercado de los petroleros, pero el mundo se enfrenta a una crisis sin precedentes.

El Covid-19 ha erosionado de tal forma la demanda de petróleo, que se ha generado una sobreproducción a escala global difícil de gestionar por parte de los países productores. Esto supone que hay una parte de la producción que debe almacenarse en algún lugar y la falta de almacenamiento terrestre ha llevado a utilizar los buques para solucionar el problema.

Los precios han caído hasta los 9.000 dólares diarios, un nivel que apenas cubre los costes de poner en circulación los buques. No obstante, la caída de las cargas por la falta de demanda servirá para poder utilizar más buques en modo almacén, lo que repercutirá en un alza de los fletes.

Las acciones de las compañías que cuentan entre sus flotas con numerosos petroleros se están desplomando por la preocupación existente en el mercado respecto a los recortes de producción de 9,7 millones de barriles diarios.

En la actualidad, existen unos 143 millones de barriles que permanecen en sistemas de almacenamiento flotantes. Se trata del nivel más elevado desde principios de 2016, aunque también se acumularon más de 100 millones de barriles en buques durante la recesión de 2008 y 2009.

Tasas de utilización

Si no fuera por el aumento de la demanda en el ámbito del almacenamiento, el impacto de los recortes de producción en la demanda de petroleros habría reducido las tasas de utilización al 79%, con una fuerte reducción de las tasas diarias.

No obstante, la continua sobreproducción de petróleo y la necesidad del sector de almacenar los barriles en los buques elevará las tasas de utilización al 90% a finales de junio, estableciéndose los fletes diarios en hasta 75.000 dólares. La cantidad de petróleo almacenado en puntos flotantes ha crecido un 18%, un porcentaje que se mantendrá al alza en los próximos meses.