Empiezan a surgir dudas sobre si finalmente el próximo 1 de octubre entrará en Francia el impuesto ambiental (Ecotasa) para camiones.

Según destacan varios medios franceses, los transportistas galos no «han tendido prisa» en registrar sus camiones para que puedan presentar el impuesto ambiental, y se calcula que menos de 20.000 camiones , el 2,5% de los camiones previstos, están actualmente equipados con el sistema de geolocalización que permite recaudar la ecotasa. Hay que tener en cuenta que las previsiones del Gobierno francés son que a principios de octubre, haya 800.000 camiones declarados para pagar el impuesto, 600.000 camiones matriculados en Francia y otros 200.00 camiones extranjeros.

El registro consiste en declarar al prestatario comisionado, Ecomouv’, directamente o a través de una sociedad autorizada de servicios de telepeaje (SHT) los datos del vehículo sujeto a la tasa y entregar los documentos justificativos correspondientes. El registro, una vez validado, permite la entrega de un dispositivo electrónico embarcado.

Ecomouv valida el registro del vehículo tras comprobar la exactitud de la información declarada y los documentos justificantes entregados por el usuario sujeto a la tasa, que debe aplicarse a los vehículos de más de 3,5 toneladas y la combinación de vehículos cuyo vehículo tractor de más de 3,5 toneladas de peso.

Posible retraso en la aplicación de la ecotasa

Dados los bajos datos de registro a solo un mes el inicio del sistema de pago, el ministro de Transporte, Frédéric Cuvillier, ha anunciado que decidirá en breve si el primero de octubre es finalmente la fecha elegida para la aplicación del impuesto ecológico. Pero recuerda que «por el momento, la fecha es el 1 de octubre«.

Ante este panorama, el ministro francés ha pedido a Ecomouv un informe en el que se indique claramente cuál es la situación de los registros. Se espera la respuesta del consorcio a principios de este mes de septiembre para que el departamento de Transportes francés decida si se cumplen las condiciones técnicas para poner en marcha el impuesto ambiental en esa fecha.

Por ello, ya hay rumores sobre el retraso de la aplicación del nuevo impuesto hasta enero de 2014 para dar tiempo a los camiones para registrarse y para que Ecomouv esté equipada con suficientes cajas de geolocalización y evitar la obstrucción del sistema.