la ecotasa entrara en vigor el 1 de octubre en Francia

La introducción de la ecotasa en todo el territorio nacional francés está prevista para julio de 2013.

La ecotasa, más conocida como céntimo verde, para vehículos pesados es un sistema de imposición ecológica del régimen aduanero del país vecino que se aplicará a partir de 2013, a todos los vehículos de transporte de mercancías de más de 3,5 tn, franceses y extranjeros, que utilicen los 15.000 km de red viaria francesa sujeta a esta tasa.

Esta tasa corresponde a la iniciativa del Estado de implantar el principio de usuario-pagador en el sector del transporte terrestre en Francia y fomentar los enfoques multimodales.

El Ministerio de Ecología, de desarrollo sostenible y de la Energía del Gobierno francés ha establecido esta tasa ecológica con el objetivo de reducir el impacto medioambiental del transporte terrestre de mercancías, racionalizar progresivamente el transporte terrestre en distancias medias y cortas y financiar nuevas infraestructuras. 

Ecomouv´ al frente del proyecto

Debido a la complejidad tecnológica y los requisitos de cumplimiento de las directivas europeas, el Estado ha decidido recurrir a una colaboración pública-privada para la financiación, la realización, la explotación y el mantenimiento del dispositivo. La sociedad Ecomouv´, filial de Autostrade per l´Italia en el 70%, con el resto del capital repartido entre sus socios franceses, Thales, SNCF, SFR y Steria, se ha formado específicamente para este proyecto.

El Ecomouv' Pass será distibuido en España por Ressa.

El Ecomouv' Pass será distibuido en España por Ressa.

Esta colaboración contempla inversiones por valor de 650 millones de euros y un importe total de los ingresos estimado en más de 2.800 millones de euros durante el plazo de 11,5 años, hasta enero de 2025, fecha en la que el dispositivo será devuelto al Estado francés.

Dispositivo sencillo y seguro

El proyecto llevado a cabo por Ecomouv se basa en un dispositivo electrónico embarcado en los vehículos, que a través de un sistema por satélite avanzado permite conocer la geolocalización exacta del vehículo e identificarlo con total precisión, garantizando así el cobro de la tasa únicamente por la distancia recorrida.

Este dispositivo equivale técnicamente a un GPS y es el elemento esencial para calcular el importe de la tasa. Todos los vehículos pesados franceses sujetos a la tasa deben equiparse obligatoriamente con este sistema, así como los vehículos pesados extranjeros que circulen por la red viaria sujeta a la ecotasa.

Para obtener el dispositivo los usuarios podrán abonarse a una empresa autorizada por el Estado y que haya suscrito un contrato con Ecomouv´, que será el único interlocutor para la gestión de la tasa, la cual se facturará después del uso de la red. Hasta la fecha las sociedades autorizadas de servicios de telepeaje son Axxés, DKV, Eurotoll, Telepass, Total y Ressa en España.

Por otro lado, los usuarios ocasionales también pueden registrarse directamente en Ecomouv´, antes de utilizar la red. Previo pago de un depósito se les entregará un sistema electrónico embarcado, el Ecomouv´ Pass. Abonando un anticipo de la tasa, los conductores podrán circular en la red viaria sujeta a la tasa y el importe de la tasa se deducirá del crédito prepagado.

Una red de unos 420 puntos de distribución, permitirá que los «usuarios no abonados» sujetos a la tasa, puedan pagarla. Los partners con los que se han firmado contratos de distribución de los terminales para «no abonados» hasta el momento son Avia, BP, Autogrill y en España con Cepsa.

ecomouv eco tasa francia

Cabe señalar que existirá un sistema de control automático que permitirá detectar a los usuarios sujetos a la tasa en situación irregular y transmitir la información a los agentes del Estado encargados de los controles. Este dispositivo está formado por puntos de control repartidos a lo lardo de la red viaria. Los 16 primeros dispositivos fijos de control automático se han instalado principalmente en el norte de Francia, pero se prevé instalar hasta 350 en todo el país.

En vigor en julio de 2013

En abril de 2013 finalizará la primera fase de realización y se probará en la red viaria alsaciana, tasa para vehículos pesados en Alsacia, TPLA, hasta su introducción en todo el territorio nacional en julio de 2013 en un total de 10.500 km de la red de carreteras nacional, actualmente gratuita y 5.400 km, en carreteras regionales.

El importe de la recaudación prevista de la ecotasa para vehículos pesados se estima en 1.200 millones de euros anuales. Las cantidades recaudadas se destinarán a la Agencia de Financiación de la Infraestructura de Transporte de Francia para su inversión en el desarrollo de infraestructutras de transporte favorables para el medio ambiente.

El céntimo sanitario se calcula conforme a una tasa por kilómetro que varía en función de la categoría del vehículos. Puede adaptarse según el nivel contaminante del mismo, las zonas geográficas recorridas y el nivel de congestión de tráfico. El baremo para establecer el importe de la tasa se definirá por decreto el próximo otoño. Las deducciones geográficas son del 40% por el uso de carreteras sujetas a la eco-tasa en Bretaña y del 25% en las regiones de Aquitania y Mediodía-Pirineos.