Congreso Supply Chain de Aecoc 2014

El consumidor ha pasado a ser un 'prosumidor', un término que define a un cliente on-line mucho más activo, informado y exigente.

Más de 250 profesionales de las áreas de logística y operaciones de las principales compañías del país se han dado cita hoy en Madrid, en el marco del Congreso Aecoc de Supply Chain, celebrado el 15 de octubre. Bajo el lema ‘Innovar para impulsar el crecimiento’, se han abordado los retos para mejorar la competitividad en la cadena de suministro, así como las prioridades del sector, para alinear iniciativas y encontrar eficiencias

El economista, José Maria Gay de Liébana, ha analizado el frágil escenario de recuperación actual. Según el analista, España necesita una reorientación del modelo productivo de su economía para generar crecimiento.

En este sentido, Gay de Liébana ha afirmado que es necesaria una bajada de las cotizaciones y de las retenciones en salarios bajos para generar crecimiento en el consumo interno. Asimismo, ha asegurado que sería nefasta una subida de los tipos de IVA para la recuperación económica. Los asistentes al congreso, mediante un sistema de votación interactivo, se han mostrado en un 55% optimistas ante una leve recuperación.

E-commerce, la logística entre el mundo físico y on-line

El volumen de ecommerce en 2013 ha sido de 15.000 millones de euros según se ha indicado durante el congreso, en donde se ha considerado que el cliente debe ser el centro de la estrategia comercial actual, es necesario preguntar qué quieren los clientes tanto desde el punto de vista del producto como del modo en que suministrarlo.

Así, la gestión de la logística y de las operaciones en un entorno de venta on-line es uno de los pilares para el éxito empresarial. También se ha analizado la nueva cadena de valor, en la que las plataformas tecnológicas han propiciado la creación de e-tailers y market places, modificando la manera de operar en el mundo logístico.

Además, se ha definido el cambio que ha provocado Internet en el consumidor, que ha pasado a ser un ‘prosumidor’,  un término que define a un cliente on-line mucho más activo, informado y exigente. Crear una experiencia de compra satisfactoria con buenas valoraciones del servicio o producto será el activo fijo de las compañías que operan en el canal on-line.

Nuevos modelos de distribución

Un 13% de consumidores están dispuestos a comprar productos en promoción. Por ello, cubrir las necesidades del comprador se ha vuelto una prioridad para la compañía. En este sentido, la planificación en el área de promociones será imprescindible para el éxito de las mismas, así como analizar las peticiones del cliente y la colaboración entre todos los agentes de la cadena para el crecimiento del sector. Un 62% de los asistentes ha opinado que medir los resultados de las promociones entre fabricantes y distribuidores es la mejor manera para conseguir objetivos comunes.

Por otro lado, en el congreso también se ha abordado el funcionamiento de una cadena logística humanitaria, en concreto, la de Unicef, que dispone del mayor almacén automático para bienes de primera necesidad. Este cuenta con espacio para 37.000 palets y tiene almacenados 50 tipos diferentes de kits de emergencias para las necesidades de 350.000 personas. Para Unicef, la planificación anticipada, la estandarización y la rapidez son las claves para asegurar suministros básicos de los niños en situaciones de emergencia.

En los últimos años también existen cambios significativos en la cadena de suministro, lo que hace que sea necesario trabajar en una mejora continua y adaptarse a los nuevos formatos de negocio desde las áreas de supply chain. El reto es crear una cadena de suministro capaz de abordar la diversificación de forma satisfactoria, eficiente y convertirlo en una ventaja competitiva.

Además, se ha asegurado que, uno de los servicios a integrar en la visión global de las operaciones es la atención al cliente, un área en donde es necesario dirigir y planificar unos equipos que consigan una mayor flexibilidad y agilidad a lo largo de la cadena. Para optimizar costes e incrementar la competitividad es necesario sincronizar la demanda con la producción.