El e-commerce se ha situado en el foco de los operadores logísticos en este 2014

El e-commerce se ha situado en el foco de los operadores logísticos en este 2014

La expansión experimentada por el e-commerce lo ha convertido en 2014 en una de las mayores apuestas por parte de los principales operadores logísticos a nivel global, si bien es cierto que este segmento se ha venido desarrollando en la economía mundial durante los últimos años.

A este respecto, son elocuentes las nuevas adquisiciones de empresas focalizadas en este segmento del mercado que han sido realizadas por los grandes integradores en este último año, como las de FedEx, que ha comprado Genco y Bongo, o UPS, con una política de inversiones centradas en este segmento hasta 2019 de más de 2.000 millones de dólares, además de la expansión de los servicios My Choicey la red UPS Access Point.

También DHL apuesta por el nuevo canal, que dentro de su estrategia hasta 2020, ha reestructurado la división ‘Mail’, que pasa a denominarse Post-e-commerce-Parcel’ (PeP), para aprovechar el crecimiento del negocio e-commerce internacionalizando su modelo de negocio.

Por un lado, FedEx ha potenciado recientemente sus operaciones de logística inversa con la adquisición de Genco, con el objetivo de mejorar su operativa en la devolución de artículos adquiridos a través del comercio electrónico.

Además, con la adquisición de la empresa de soluciones transfronterizas Bongo International, a finales de este 2014, busca aumentar su cartera de servicios para el e-commerce, ya que esta compañía está especializada en ofrecer tecnología para los negocios on-line que busquen vender sus productos a clientes internacionales.

Por su parte, UPS está expandiendo por todo el mundo sus servicios enfocados al e-commerce. En primer lugar, su servicio ‘My Choice’, que permite a los clientes gestionar fechas de entrega o redirigir sus paquetes a otra dirección, ya está disponible en 16 países, entre los que se incluye España.

En cuanto al servicio UPS Access Point, por el que los locales comerciales pueden enviar sus compras on-line a la instalación más cercana del operador, este fue implantado el pasado mes de octubre en México y Canadá, y se expandirá en 2015 a nuevos mercados de Europa y América Latina.

Asia como mercado potencial

En este contexto, Asia representa para estos operadores el mercado más importante para focalizar su inversión en comercio electrónico. De hecho, el 35% de las ventas e-commerce a nivel mundial tienen lugar en la región de Asia Pacífico.

Por ello, a principios de 2014, FedEx y UPS obtuvieron licencias para poder operar en el mercado de la paquetería en China. Dichas licencias le permitieron llevar a cabo servicios B2C entre algunas ciudades del país asiático.

En la misma línea, UPS ha establecido recientemente acuerdos con importantes cadenas de tiendas en Singapure, para establecer en las mismas sus Access Point, ya que el negocio on-line en esta ciudad reportará 3.600 millones de euros en 2015.

Por su parte, el grupo DHL está invirtiendo en el mercado de la India, sirviendo este país de prueba para el resto de la región, mientras que las filiales DHL Supply Chain y DHL Freight ampliarán las instalaciones en China durante los próximos años.