Barómetro semestral del m-commerce elaborado por Zanoxse puede descargar en este enlace (disponible en formato pdf, de 10 páginas, 1,3 Mb).

El m-commerce ha crecido un 49% en España en el primer semestre del año, según el último informe publicado por Zanox que mide la evolución del m-commerse basándose en el análisis de 3.600 programas de anunciantes de los sectores de retail, viajes y finanzas en varios mercados europeos.

Sin embargo, el incremento en España, a pesar de ser importante, está algo por debajo de la media en Europa donde se registra un aumento del 60% hasta junio de este año. Eso sí, está por encima de los registrados en Escandinavia (33,4%), Benelux (19,7%) y Francia (18,8%). Alemania se sitúa a la cabeza con un crecimiento del 64%.

Mayor uso de ‘smartphones’

Los datos del informe apuntan que se han producido más de 1,5 millones de transacciones móviles en el primer semestre de 2015 en Europa, lo que representa un incremento del 54% respecto al mismo periodo del año anterior y un 179% con respecto a 2013.

Además, los ingresos por transacciones móviles han crecido un 60%, lo que significa unas ventas tres veces superiores a las de 2013. Con un valor medio de 95 euros por carrito, las tablets siguen siendo los dispositivos con mayor tasa de conversión y Suiza el país con un valor medio del carrito más alto, 140 euros.

El m-commerce aumenta en Espana un 49 hasta junio

De esta forma, se refleja la importancia que está adquiriendo el m-commerce en las cifras globales del comercio on-line con un 25% de las transacciones realizadas desde dispositivos móviles (15% desde tablets y 13% desde smartphones) aunque el ordenador sigue siendo el más utilizado (72%).

Asimismo, en el primer semestre de 2015 el iPad ha sido la plataforma que ha generado más ingresos con un 50% de las ventas realizadas desde dispositivos móviles en Europa. Sin embargo, su influencia en la facturación móvil ha disminuido significativamente, un 15% menos.

Gran parte de este descenso lo ha recogido el iPhone, que creció un 8% y se sitúa con una cuota del 26%. Los dispositivos Android, pese a crecer, se sitúan por debajo con unas cuotas respectivas del 10% para los smartphones y del 14% para las tablets.