En el cuarto mes de 2020, el mercado español de vehículos comerciales prácticamente ha desaparecido, al reducirse nada menos que en un 91%, según los datos de Anfac, con un total de 1.822 matriculaciones. En total, se han entregado un total de 700 derivados, furgonetas y pick-ups, un 94,1% menos que en el mismo periodo de 2019.

De ellos, nueve corresponden a derivados de turismo, que se han reducido un 88,5%, mientras las furgonetas han caído un 94,8% hasta las 568 unidades. Por su parte, las entregas de pick-ups han anotado un descenso del 86,8%, con 123 vehículos. En abril, la marca más vendida ha sido Ford, con 123 unidades.

En cuanto a la demanda de furgones y camiones ligeros, ha caído un 86,6% hasta las 1.122 unidades, destacando la caída del 92,9% en los comerciales ligeros de menos de 2,8 toneladas, con 121 unidades.

Además, las matriculaciones de furgones de más de 2,8 toneladas y menos de 3,5 se han reducido un 86,7%, con 741 unidades, y las de camiones entre 2,8 y 3,5 toneladas, han caído un 76%% hasta las 260. En el segmento de los furgones y camiones ligeros, la marca más vendida ha sido Citroën, con 312 unidades.

Desde enero, las entregas de comerciales han llegado a las 38.106 unidades, un 49,1% menos. En el segmento de los derivados, furgonetas y pick-ups, la cifra ha sido de 21.992 unidades, lo que representa una caída del 51,6%.

Así, los derivados se han reducido un 71,1% hasta los 83 vehículos, mientras las matriculaciones de furgonetas han descendido un 52,3% hasta las 19.834. Mientras, las pick-ups han retrocedido un 41,7% hasta las 2.075 unidades.

En el segmento de los furgones y camiones ligeros, se han entregado 16.114 unidades, un 45,2% menos. Los comerciales ligeros de más de 2,8 toneladas se han reducido un 49,6% hasta las 3.104 unidades, mientras los furgones de entre 2,8 y 3,5 toneladas han caído un 45,3%, con un total de 10.668, y los camiones de entre 2,8 y 3,5 toneladas se han reducido en un 37,7% hasta las 2.342 unidades.

matris ligeros abr 2020 anfac