Cuando, en 1952, Michelin patentó el neumático X radial para camión, causó una verdadera revolución en la industria del transporte. Esta innovación constituía la segunda gran etapa en la senda de la ‘radialización’, ya que en 1946 Michelin había registrado la patente del neumático radial para automóviles, que rápidamente fue conocido por su apelativo genérico «X».

A finales de los años 30, un investigador de Michelin, Marius Mignol, ideó un tipo de neumático cuyos flancos se reemplazaban por cables metálicos radiales muy espaciados. Por esta arquitectura tan particular, el prototipo se denominó internamente “la jaula de moscas”.

Todos los tests y mediciones mostraban que la suela del neumático no se calentaba, mientras que los movimientos de las capas diagonales de un neumático ‘convencional’ liberaban la mayor parte de su calor por los flancos. Michelin estaba convencido: el neumático radial prometía un gran futuro.

En 1951, el Lancia Aurelia B20 fue el primer coche en equipar de serie estos famosos neumáticos radiales de Michelin. Para preparar plenamente la revolución total que suponía el neumático radial, Michelin fue desarrollando su nueva tecnología en paralelo para diferentes vehículos, hasta que en 1952, Michelin cambió el mundo del transporte con la presentación del primer neumático radial para camión.

Demostrado con hechos

El camino para convencer de la superioridad del neumático X Radial para camión fue el de proponer a los transportistas que lo probaran y lo compararan, en condiciones reales de transporte, con el neumático “convencional” de estructura diagonal.

En una de estas pruebas, que se llevó a cabo en 1962, se trataba de cubrir 453 km en dirección a París al volante de dos camiones Berliet TLM10 cargados con casi 40 m³ de  tablas. Un camión montaba neumáticos “convencionales” de estructura diagonal y el otro, los nuevos Michelin X de carcasa radial.

Al final, el ahorro de carburante fue de 6,76 litros/100 km, es decir, los Michelin X Radial gastaron un 13,87% menos que los neumáticos de estructura diagonal.

Los neumáticos radiales de camión en España

En España, la fábrica Michelin de Vitoria inició en abril de 1966 la producción de neumáticos radiales para camión. En Vitoria, se fabricaron neumáticos de 20 y 24 pulgadas, con toda la variedad dimensional de la época, tanto para carretera, como para obra pública y especiales para terrenos arenosos y de baja flotación. Cuatro años más tarde, el 27 de julio de 1970, comenzaron también a fabricarse estos neumáticos radiales en la factoría de Aranda de Duero, en Burgos.

Actualmente, la única factoría de Michelin en España especializada en la fabricación de neumáticos radiales para camión es la de Aranda de Duero, que se ha convertido una referencia mundial en capacidad de producción. En agosto 2011, se fabricó el neumático radial para camión 40 millones en esta planta.