La Autoridad Portuaria de Almería ya ha iniciado las obras de la nueva terminal de tráfico pesado, que incluye un aparcamiento para camiones, destinado a mejorar los servicios actuales y atender al creciente tráfico ro-ro.

Esta infraestructura estará terminada, según las previsiones de los responsables del enclave andaluz, antes de fin de año y contará con capacidad para 219 camiones y grandes vehículos.

Además de incrementar la capacidad del parking actual, supondrá también una notable mejora de los servicios, ya que agilizará las operaciones de carga y descarga de los camiones, lo que supondrá un ahorro de tiempo y del coste logístico, al tiempo que permitirá al puerto de Almería ser más competitivo en servicios de importación y exportación.

La terminal de tráfico pesado almeriense ocupará 25.000 m² de superficie en la zona de trabajo del Muelle de Pechina, en la explanada delimitada por el Camino de Servicio a Poniente y la explanada de dicho muelle.

La instalación se ha diseñado con amplios viales de más de once metros de ancho para facilitar las maniobras de los vehículos, y ofrecerá a los usuarios zonas de bienestar e higiene, con aseos y duchas, así como espacios para el descanso.

De igual manera, también dispondrá de una oficina, un almacén y una sala de control, así como con varias plazas dotadas de conexiones ‘reefer’, con el fin de atender la demanda de camiones y contenedores refrigerados.

Además, se incrementará la seguridad del recinto, ya que el perímetro del estará vallado y habrá control de accesos y videovigilancia.