Puerto Interior de Ferrol

Se podrán empezar a introducir a través del recinto portuario productos de origen animal para el consumo humano.

El presidente de Puertos del Estado, Salvador de la Encina, ha mantenido una reunión de trabajo con el presidente de la Autoridad Portuaria de Ferrol-San Cibrao, José Manuel Vilariño, en la que se ha confirmado que en septiembre comenzará a operar el Puesto de Inspección Fronteriza, históricamente reclamado desde la instalación.

Se trata de una iniciativa de la Autoridad Portuaria en coordinación con Puertos del Estado, el Gobierno de España y la Unión Europea, que permitirá al puerto prepararse para el Brexit y está en línea con la reorganización abordada por Sanidad Exterior para sus puestos de inspección.

Con su puesta en marcha, se podrán introducir a través del recinto productos de origen animal para el consumo humano, ya sean embalados o envasados. Hasta este momento, Ferrol funcionaba como punto de entrada para productos vegetales no destinados a alimentación, y como recinto aduanero habilitado para los productos de alimentación humana de origen no animal.

La nueva categorización como PIF, que se encuentra pendiente de su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea, supondrá una ampliación de los tráficos y mercancías susceptibles de hacer escala en Ferrol, con lo que se incrementará el movimiento de contenedores en el puerto.

Por otro lado, De la Encina ha explicado que la modificación sustancial de la Delimitación de Espacios y Usos Portuarios, que afecta a la zona de servicio portuario en la traza del ferrocarril, ya se encuentra en el Ministerio de Fomento pendiente de firma.

El acceso ferroviario al Puerto Exterior permitirá conectarlo, mediante un ramal de algo más de seis kilómetros, con la red general de ferrocarriles. Además, incluirá un túnel de 5,5 kilómetros y un viaducto de 300 metros.