autovia-a-7-hacia-castellon

La actuación permitirá dar continuidad a la autovía, reforzar el Corredor Mediterráneo y mejorar las conexiones de la provincia con Aragón.

En el marco del Plan Extraordinario de Carreteras, el Gobierno destinará 434 millones a la construcción de tres nuevos tramos de la autovía A-7 en el ámbito de Castellón, cuyos estudios informativos y de viabilidad licitará en otoño de 2018.

En total, el nuevo trazado suma unos 48 kilómetros de longitud, comprendidos entre las localidades castellonenses de Vilanova d’Alcolea y La Jana. La actuación permitirá dar continuidad a la autovía, reforzar el Corredor Mediterráneo y mejorar las conexiones de la provincia con Aragón.

La iniciativa es la segunda del Plan de Carreteras de 5.000 millones de euros que el Ejecutivo activará entre 2018 y 2019 en colaboración con la inversión privada. El primero de ellos supondrá la construcción del Eje Norte-Sur de Murcia, una vía de 32,8 kilómetros valorada en 279 millones de euros.

Estos son, de momento, los dos proyectos que se han desvelado de los 20 que financiará el Gobierno a través de esta iniciativa, cuyo objetivo es mejorar unos 2.000 kilómetros de vías  para su posterior explotación durante unos 30 años, lo que supondrá un retorno fiscal de 3.000 millones de euros.

El plan, que cuenta con fondos europeos y financiación por parte del Banco Europeo de Inversiones, se desarrollará a través del sistema de pago por uso, un mecanismo por el que las constructoras adelantan los recursos para la construcción y después lo recuperan cobrando un canon anual de la Administración durante el periodo de explotación.