Evolución de la cotización del petroleo Brent

Evolución de la cotización del petróleo Brent.

El precio del petróleo se ha situado este jueves 13 de noviembre por debajo de los 78 dólares por primera vez desde septiembre de 2010, continuando así con la tendencia a la baja registrada en las últimas jornadas.

El barril de crudo de ‘Brent’, de referencia en Europa, ha llegado a caer hasta los 77,99 dólares en el Intercontinental Exchange (ICE), mientras que había iniciado la jornada con 79,97 dólares, aunque a cierre de la sesión ha vuelto a superar finalmente los 78 dólares.

De este modo, el precio del barril se ha mantenido en su nivel más bajo desde el 28 de septiembre de 2010, cuando llegó a situarse en los 77,79 dólares.

Continuando con la tendencia descendente del petróleo en general, el barril del ‘West Texas’ se ha llegado a adquirir durante la sesión del jueves en el Nymex de Nueva York por 75,02 dólares, frente a los 76,95 dólares de la apertura.

Este descenso sitúa el precio del barril de referencia en Estados Unidos en su nivel más bajo desde el 4 de octubre de 2011, cuando registró un mínimo de 74,95 dólares.

Descenso prolongado

El precio del petróleo ha mantenido una tendencia descendente desde mediados del pasado verano. Después de que la escalada de tensión en Irak espolease la cotización del crudo durante junio, estableciendo el Brent en 114,3 dólares y el Texas ‘sweet light’ en 106,22 dólares en la tercera semana de dicho mes, las fluctuaciones en el precio del petróleo han venido experimentado más descensos que subidas. 

Así, a finales de julio el barril de Brent ya se cambiaba por 105,75 dólares, mientras que el Texas ‘sweet light’ americano se situaba por debajo de los 100 dólares. A cierre de agosto, ambos habían descendido hasta los 99,60 dólares y los 91,94 dólares, respectivamente.

En septiembre, continuó el descenso hasta los niveles más bajos de 2012 y a finales de octubre el Brent descendió hasta los 86,4 dólares, mientras que el Texas lo hizo hasta los 81,2 dólares.

Un 23% más barato

Así pues, desde el último importante repunte señalado en junio, el precio del Brent ha descendido un 22,8% hasta la fecha, y el Texas un 29,4%. 

Sin embargo los precios en los carburantes europeos no se han hecho eco completamente durante los últimos meses de estas bajadas, si bien el gasóleo se mantiene actualmente por debajo de los 1,3 euros y la gasolina de 1,4 euros, en las gasolineras españolas.

Uno de los motivos por los que la Unión Europea no puede disfrutar en parte de estos descensos es la depreciación del euro frente al dólar que ha tenido lugar también en los últimos meses, estableciéndose durante la última semana en mínimos desde 2012, aunque también existen otros factores que influyen en que los precios de carburante y petróleo no desciendan al mismo ritmo.

Reducir la producción

Los expertos señalan que el principal motivo de estos descensos son, principalmente, la falta de medidas para recortar la producción y un exceso de la oferta. 

Los inversores están preocupados por el nivel de la demanda energética de dos grandes consumidores de petróleo. El primero de ellos  es China, donde sigue creciendo pero a un ritmo más lento, y el otro Europa, donde se vislumbra una amenaza de estancamiento.

Ahora, todas las miradas están puestas en la próxima reunión de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) que tendrá lugar el próximo 27 de noviembre en Viena, en la que uno de los temas que serán tratados es si finalmente optan por reducir la producción para equilibrar el mercado.

Cabe destacar que algunos países de la OPEP, como Arabia Saudí, ya bajaron sus precios a los clientes. Otros, como Venezuela o Ecuador, abogan públicamente por recortar la producción para frenar la caída de los precios.