El Consejo de Administración de la Autoridad Portuaria de Cartagena ha aprobado la congelación de las tarifas de servicios comerciales para el año 2021, lo cual servirá de apoyo a las empresas portuarias y les permitirá ofrecer servicios que mejoren la eficiencia y la competitividad del puerto.

Así, siguiendo la línea marcada desde el año 2010 y con el fin de seguir apoyando al empresariado en un año tan difícil, no se incrementarán las tarifas correspondientes a alquileres, suministro de agua y electricidad, recogida de residuos o depósito de maquinaria.

Además, se han aprobado medidas paliativas y de alivio económico para algunas empresas del puerto que lo han solicitado. En total, se han concedido cuatro millones de euros en concepto de bonificaciones por ​tasa de ocupación, buenas prácticas ambientales, por referencias de calidad y por tasa de buques y mercancías, y por terminal en concesión. 

«Ser el puerto más rentable nos permite tener margen suficiente para no subir las tarifas, lo que reinvierte en un beneficio para las empresas» ha explicado la presidenta del puerto, Yolanda Muñoz. También se ha procedido a la agilización del pago a proveedores, la flexibilización de pagos y la aceleración de obras que permitan la activación económica.

Por otro lado, en el marco del Plan de Acción Inmediata, se han autorizado dos nuevas contrataciones con un presupuesto de siete millones de euros, para nuevas redes de abastecimiento en la dársena de Cartagena y Escombreras, y para la remodelación del edificio central de Héroes de Cavite.

Esto supone un incremento de cerca del 26% en las inversiones previstas para los años 2020-2020, con 31 proyectos en marcha para seguir impulsando la recuperación económica.

Asimismo, se ha dado el visto bueno a la aprobación provisional del Plan de Emergencia Interior y a la nueva ordenanza para la Coordinación de las Reservas de Atraque en el Frente E003 del Muelle Príncipe Felipe de la dársena de Escombreras.