El puerto almeriense de Garrucha sigue consolidando se presencia en los tráficos de graneles sólidos, especialmete en los de áridos, con un incremento anual de su tráfico el año pasado de un 6,38% y un volumen total anual de 7.045.485 toneladas de mercancías movidas.

A la vista de la evolución del enclave, la Agencia Pública de Puertos de Andalucía está estudiando la posibilidad de realizar una ampliación de estas instalaciones portuarias y ha adjudicado recientemente un contrato para analizar la situación del entorno y del mercado, tanto en términos de demanda como de oferta para definir la posición competitiva de este puerto.

En este sentido, se estudiará la ampliación de la infraestructura portuaria y equipamiento de la misma para dar servicio competitivo y fiable a los tráficos previstos teniendo en cuenta el desarrollo tecnológico, la sostenibilidad e integración intermodal, el análisis de la capacidad de las infraestructuras, de inversiones y costes operativos necesarios, diferentes supuestos de colaboración público privada y el estudio de viabilidad económico-financiero para una posible ampliación del puerto de Garrucha.

A este último respecto, la ampliación de este puerto comercial almeriense supondría un aumento en la capacidad de movimientos de graneles sólidos y tendría un efecto indirecto positivo muy importante en el sector primario de la minería del levante almeriense y un impacto positivo sobre la generación de empleo tanto directo como indirecto en la zona.

El tráfico marítimo del puerto comercial de Garrucha se centra en graneles sólidos, especialmente yeso natural procedente de las canteras de Sorbas, además de caliza, puzolanas, mármol triturado y gravilla.