La Autoridad Portuaria de A Coruña ha abierto procedimiento de licitación del contrato correspondiente a las obras de desmantelamiento de los últimos silos que existen en el muelle de Batería.

Con estos trabajos, los responsables del enclave coruñés siguen adelante con el proceso para liberar este ámbito de cara a su futuro uso ciudadano, merced a unos trabajos cuyo presupuesto de licitación es de 104.000 euros, con un plazo máximo de ejecución de dos meses.

Las labores incluirán la demolición de los silos, que correspondían a una antigua concesión dedicada al almacenamiento de cemento, así como las instalaciones complementarias y la alineación del firme para igualarlo con el resto de la explanada del muelle.

La Autoridad Portuaria prevé que esta obra quede lista antes de que concluya el primer semestre del año, con lo que el muelle de Batería ya quedaría liberado de instalaciones industriales, exceptuando una nave que es propiedad de la Autoridad Portuaria y que se utiliza de forma puntual como almacén de mercancías.

En este mismo sentido, se pretende abrir en primer lugar el muelle de Trasatlánticos a usos ciudadanos, en las próximas semanas, de tal modo que, en verano, una vez que concluya la demolición de la antigua cementera y se habilite la explanada, la apertura se amplie al muelle de Batería, y en 2022 al muelle de Calvo Sotelo.

Así mismo, los máximos responsables de la dársena gallega proponen la creación de un grupo de trabajo para definir la hoja de ruta para la transformación de los muelles de Batería y Calvo Sotelo y su integración en la trama urbana.