Muelle del Centenario en el puerto de Sevilla

El puerto de Sevilla quiere ser el nexo de unión entre la península y el archipiélago canario.

El puerto de Sevilla quiere fortalecer su peso en el tráfico de mercancías entre las Islas Canarias y la Península Ibérica, donde ya manipuló en 2015 el 25% de la mercancía contenerizada transportada entre ambos territorios.

Ahora, la instalación portuaria sevillana apuesta por el refuerzo de los tráficos con las islas a través de nuevas vías como la conexión entre Sevilla, Canarias y el oeste de África para atender la creciente demanda en esta zona.

Para el crecimiento de estos tráficos es importante que los puertos mantengan una estrecha colaboración, razón por la que el puerto de Sevilla se encuentra esta semana en una misión comercial en el archipiélago.

Este martes ha estado en el puerto de Tenerife, isla que representa el 30% de la mercancía contenerizada que el puerto sevillano manipuló el pasado ejercicio, y este miércoles visitará el puerto de Las Palmas.

Desde el puerto tinerfeño han mostrado su disposición tanto a aumentar el tráfico de mercancías entre ambas instalaciones como a incrementar el número de cruceros que conectan Tenerife con Sevilla.

Actualmente, el puerto sevillano cuenta con cinco salidas semanales a las Islas Canarias, tres buques de contenedores y dos que incorporan también tráfico rodado.