La Autoridad Portuaria de Tarragona ha presentado su nueva ruta ro-ro con Turquía durante una jornada virtual en la Cámara de Comercio de Valls, en la que se han explicado los detalles de esta conexión puesta en marcha en febrero y que supone una oportunidad de crecimiento para las empresas de la zona.

La línea entre Tarragona y el puerto turco de Izmir, con un tiempo de tránsito que no supera las 60 horas, ha registrado un movimiento de 1.213 Unidades de Transporte Intermodal, UTIs, en su primer mes en funcionamiento.

Las cifras se han ido incrementando a medida que avanzaban las semanas y las escalas entre ambas instalaciones, si bien el mayor volumen ha sido el de las importaciones, con 728 UTIs, respecto a las exportaciones, con 485 UTIs.

Desde el primer viaje hasta el último realizado, las importaciones han repuntado un 43% y las exportaciones un 248%, aunque se espera llegar a las 2.000 UTIs a lo largo de los próximos meses.

Tarragona es el puerto peninsular con la conexión más rápida con Turquía, por debajo de los tres días, y dado que se trata de una conexión ro-ro, esto supone unos tiempos puerta a puerta extremadamente competitivos y ágiles.

La operativa se inicia con la salida desde Turquía los domingos y la llegada a Tarragona dos días y medio después, el martes por la noche, para que los camiones lleguen a las instalaciones logísticas del interior peninsular el miércoles, o a la inversa, con la recogida en cualquier punto del país hasta el miércoles por la tarde para entregar en cualquier punto de Turquía el lunes.

Las 30 personas de diferentes empresas que han asistido al acto han mostrado su interés por esta nueva ruta comercial, operada por DFDS e impulsada por el operador turco Ekol Logistics, que supone una gran oportunidad para el territorio.