Entre los meses de enero y junio de 2021, el tráfico de mercancías en el puerto de Málaga ha aumentado un 31% hasta alcanzar un total de 1.644.255 toneladas.

Entre los diferentes grupos de mercancías, destaca el aumento del 8,5% hasta las 638.521 toneladas en los graneles sólidos, donde sobresalen el cemento, el clínker y los minerales, así como el tráfico de pienso y forrajes.

Los graneles líquidos, por su parte, han registrado 126.796 toneladas movidas, que suponen un descenso del 3% respecto a 2020, a pesar del aumento en aceites y gasóleo.

En cuanto a la mercancía contenerizada, ha aumentado un 88% hasta los 90.000 TEUs, lo que supone un ascenso del 114% en toneladas, llegando a las 634.710. Por su parte, el movimiento de vehículos nuevos ha crecido un 12%, con 15.898 unidades y el tráfico ro-ro ha alcanzado las 240.083 toneladas, un 9% más.

Además, en comparación con el año 2019, antes de la crisis sanitaria, el tráfico de mercancías en el puerto andaluz ha crecido un 4%, destacando el incremento del 42% en los graneles sólidos y del 238% en los graneles líquidos.

En lo que se refiere al tráfico de pasajeros, la línea Málaga-Melilla ha trasladado a 56.791 personas entre enero y junio, cerca de un 22% menos que el año anterior. Además, en 2021 se ha suspendido nuevamente la Operación Paso del Estrecho.

Por otra parte, el 15 de junio se ha reactivado el tráfico de cruceros en Málaga, habiéndose recibido ya dos escalas de la naviera TUI Cruises, con 2.073 pasajeros.