El transporte de mercancías por carretera gallego estima que eliminar todas las barreras que impidan el funcionamiento del sector es algo esencial en momentos de crisis como el actual.

En este sentido, además de las medidas ya tomadas en relación con diferentes aspectos operativos y administrativos, Fegatramer pide también la suspensión los peajes de las autopistas para los camiones de transporte de mercancías durante el estado de alarma.

A juicio de la organización empresarial, el mantenimiento de estos pagos «resulta inadmisible e incomprensible en un momento especialmente difícil como el que vivimos todos, pero en particular las empresas de transporte de mercancías».

Así mismo, la patronal gallega recuerda que las obras de la red viaria «en gran medida se han sufragado con la cuantiosa aportación que las empresas de transporte público hacen a las arcas públicas, a través de los 0,586 euros de impuestos que gravan cada litro de gasóleo que usamos como materia prima y que solo en Galicia supone más de 300 millones de euros al año».

Al mismo tiempo, Fegatramer también carga contra Seopán que, a su juicio, «ha encontrado un aliado, en la búsqueda para aumentar su negocio, en la voraz e insaciable ansia de recaudación de algunos gobiernos autonómicos».