furgonetas reparto distribución urbana vehículos comerciales en una calle de Madrid

Para CETM-Madrid existe una «competencia desleal» en la distribución urbana de Madrid.

El Comité Madrileño del Transporte por Carretera ha pedido a la Comunidad de Madrid una mayor intervención de los órganos de inspección en las turbias prácticas que se están extendiendo en el ámbito de la distribución urbana de mercancías.

El sector viene observando que algunas empresas de mensajería y logística llevan a cabo los servicios de transporte a través de los vehículos de sus propios trabajadores, práctica que, a juicio de CETM-Madrd, «vulnera flagrantemente la normativa de transporte».

Ante esta situación, la Administración regional ya ha levantado varios boletines de denuncia contra las empresas que llevan a cabo este tipo de prácticas, en actuaciones coordinadas con la Policía Municipal del Ayuntamiento de Madrid y, de igual modo, también se han detectado casos en que se contrata el servicio de transporte de mercancías en vehículos particulares.

En opinión de CETM-Madrid, estos casos implican «competencia desleal de las empresas y precariedad laboral de los conductores» y, al mismo tiempo, se sorprende de que «organizaciones de operadores logísticos se empeñen en seguir defendiendo que sea el conductor el que aporte el vehículo».

Problemas de movilidad urbana y de las mudanzas

Por otra parte, el sector de mudanzas pide que se replanteen las restricciones de acceso a Madrid Central a partir del 1 de enero de 2020, que se controle el intrusismo profesional que sufre el sector y que se revisen las tasas por ocupación de la vía pública.

De igual modo, el sector madrileño pide que se armonicen los criterios de los planes de movilidad urbana y que se aumente la seguridad jurídica para que las empresas puedan renovar flotas.