Las obras en el túnel de San Lorenzo han durado cuatro meses.

Las obras del túnel de San Lorenzo afectarán principalmente a la circulación en dirección a San Sebastián.

La Diputación Foral de Guipúzcoa inicia este viernes, 14 de junio, las obras de revestimiento y adecuación de las instalaciones del túnel de San Lorenzo de la A-15, en dirección San Sebastián.La autoridad provincial estima que las obras durarán cuatro meses y cuentan con un presupuesto de seis millones de euros.

Está previsto que para preparar los trabajos se cortará totalmente el tráfico en ambos sentidos durante 48 horas, desde el viernes, 14 de junio, hasta las diez de la noche del domingo, 16 de junio.

Por un lado, en sentido San Sebastián, el corte se realizará desde el enlace de Berastegui, mientras que en sentido Pamplona se realizará desde el enlace del barrio de Soravilla en Andoáin.

Para itinerarios de largo recorrido desde Guipúzcoa hacia Navarra, el corte en sentido Pamplona obligará a los usuarios de la A-15 a continuar por la N-I en sentido Vitoria hasta Alsasua, continuando por la A-10 hasta Irurzun.

A partir del domingo, una vez se reabra el tubo sentido Pamplona, se mantendrá cerrado el túnel en dirección San Sebastián durante los cuatro meses de obras.

Con el fin de que los trabajos cuenten con el grado adecuado de seguridad y para poder mantener la autopista abierta al tráfico, se realizará un desvío provisional por el otro tubo, aunque se restringirá el paso de vehículos con mercancías peligrosas y se limita el gálibo en altura a 4,5 metros y en anchura a tres metros.