El mercado de turismos mantiene la tendencia a la baja en junio

Los fondos del PIVE 7 se han agotado en un 75% antes de su inicio.

La séptima edición del Plan PIVE, aprobada el viernes 27 de febrero en el Consejo de Ministros y con una dotación presupuestaria de 175 millones de euros, ha entrado en vigor el lunes 2 de marzo, tras su publicación este sábado en el Boletín Oficial del Estado, BOE.

La puesta en funcionamiento de este plan de incentivo a la compra de coches nuevos a cambio de achatarrar uno antiguo se produce después de que el pasado mes de noviembre se agotaran los fondos del Plan PIVE 6.

El Gobierno ha decidido extender la sexta edición del PIVE, de forma que los conductores podrán seguir solicitando las ayudas de 1.000 ó 1.500 euros con cargo a la dotación de 175 millones de euros para el Plan PIVE 7, recogida en los Presupuestos Generales del Estado de 2015.

Así, según las estimaciones del Gobierno, los fondos del PIVE 7 se han agotado en un 75% antes de su inicio, ya que se ha registrado prerreservas por importe de más de 130 millones de euros. Desde el sector se prevé que los fondos restantes no lleguen a abril.

Modificaciones del PIVE

El nuevo PIVE mantiene las mismas características y ayudas de la ediciones anteriores del programa, aunque cuenta con sensibles novedades, principalmente en lo referente a requisitos mínimos de posesión del coche a achatarrar.

El primero de los cambios del Plan PIVE 7 respecto a los previos es la obligatoriedad de que el beneficiario de las ayudas tenga la titularidad del coche a achatarrar durante al menos el año anterior a la compra del automóvil nuevo.

Por otro lado, la segunda de las modificaciones que incorpora este nuevo programa de renovación del parque es que para poder acogerse a las ayudas a la compra el automóvil que se dará de baja deberá tener en vigor la ITV a la entrada en funcionamiento del Real Decreto.

El importe de las ayudas se mantiene sin variación, de forma que el Gobierno aportará 1.000 euros a la compra de un coche nuevo y 1.500 euros en el caso de que sea un vehículo de más de cinco plazas por parte de familias numerosas o para discapacitados. Estas cuantías se deben al menos igualar por parte de los fabricantes.

El mercado de turismos creció en enero un 27,5%, la mejor subida de un mes de enero en los últimos 20 años y en los primeros 20 días del mes, según ha señalado Anfac. Además, el mercado continúa creciendo por encima del 17% y acumula ya 17 meses de crecimientos continuados.

La edad media de los vehículos que circulan por las carreteras españolas supera los 11,3 años de antigüedad. El Plan Pive, además de potenciar la eficiencia energética y la calidad del aire, tiene un efecto directo en la renovación del parque de vehículos y a su vez «se reflejará en una mejora de la seguridad vial».

Una vez más, desde Anfac, se ha mostrado su satisfacción por el nuevo plan PIVE que, en otras ocasiones, «ha demostrado su efectividad consiguiendo incentivar la demanda en los momentos de fuerte crisis económica».