accidente con una furgoneta implicada

El número de lesionados en accidentes con furgonetas en entornos urbanos se ha incrementado un 94% en los últimos cinco años.

En los últimos cinco años, los accidentes con furgonetas han crecido un 41% provocando un total de 935 muertos y casi 4.600 heridos graves, según reflejan los datos del estudio ‘Furgonetas en la carretera: ¿un riesgo para la seguridad vial? Análisis y evolución de su siniestralidad (2011-2015)’ elaborado por la Fundación Línea Directa y el Instituto Universitario de Investigación de Tránsito y Seguridad Vial de la Universidad de Valencia, Intras.

En el caso de la distribución urbana, el número de lesionados en accidentes con furgonetas en entornos urbanos se ha incrementado un 94% en el último quinquenio, debido, sobre todo, a juicio del informe, a la atomización del transporte ligero, el importante aumento del número automovilistas que alquilan una furgoneta sin tener preparación para realizar mudanzas y al auge del comercio electrónico, según avanza el análisis presentado esta semana.

Así mismo, el trabajo también apunta que las largas jornadas de trabajo y el estrés que genera tanto la seguridad del vehículo o la carga como la necesidad de realizar las entregas puntualmente también podría contribuir a este incremento en el número de accidentes con furgonetas involucradas, ya que los conductores que llevan estos vehículos suelen ser los culpables de los accidentes en dos de cada tres incidentes con contrario.

Accidentes con furgonetas antiguas y conductores experimentados

Así pues, el accidente tipo en el que se ven implicadas las furgonetas suele ser múltiples, por alcance trasero contra turismo, con conductores con experiencia y edades comprendidas entre los 35 y los 45 años de edad, y, principalmente, en autovías y autopistas a media mañana, entre las 12 y las 13 horas, los viernes y durante los meses de julio y octubre. 

Respecto a las furgonetas accidentadas, según datos de la DGT, suelen ser antiguas y en mal estado, ya que presentan un 60% más de deficiencias que los turismos, principalmente en neumáticos, frenos y dirección.

Por comunidades autónomas, Baleares, Cataluña y Asturias son las regiones con mayor proporción de furgonetas accidentadas, mientras que Cantabria y Navarra, son las regiones que menos siniestros de este tipo registran. Canarias y Murcia son las autonomías en que más ha crecido el número de accidentes de furgonetas, con sendos incrementos porcentuales de un 170% y un 145%.

Mala percepción de los repartidores entre los conductores

Así mismo, el estudio también ha analizado la percepción que tienen los conductores del trabajo de los repartidores. En este sentido, la mayor parte, un 55%, cree que los repartidores incumplen las normas de seguridad vial con más frecuencia que el resto de los conductores, aunque una amplia mayoría, un 68,5% de los encuestados, piensa que estos comportamientos se han agravado con el auge del e-commerce.

Es más, un 81% de los automovilistas estima que los repartidores aparcan sus furgonetas en cualquier sitio y un 72% opina que se distraen mucho, especialmente con el GPS y el móvil. Así las cosas, un 65% de los conductores aboga porque las furgonetas incorporen tacógrafos como en los camiones, así como porque se mejoren las labores de carga y descarga, con un 55% de los encuestados, o porque se cree un carnet específico para furgonetas, lo que plantea la necesidad de formación específica para estos profesionales