La Organización Europea de Puertos Marítimos, Espo, ha felicitado a la Autoridades Portuarias de Barcelona y Sevilla por sus nuevos certificados de gestión medioambiental PERS, que otorga EcoPorts.

En el caso del puerto de Barcelona, se trata de la segunda renovación de esta certificación que obtuvo por primera vez en 2017, si bien forma parte de la red de EcoPorts desde el año 2004. Para conseguir cada renovación, ha tenido que realizar continuas mejoras en su gestión medioambiental.

En este sentido, se ha evaluado su Declaración Ambiental, que recoge las acciones y proyectos que se están llevando a cabo para minimizar el impacto de la actividad portuaria en el medio marino, aéreo y terrestre, así como los proyectos que se están desarrollando en el ámbito de la transición energética y la generación de energías renovables, la electrificación de muelles, o el uso del GNL en el transporte marítimo.

Por su parte, el puerto de Sevilla, que se incorporó en 2020 a la red de puertos europeos comprometidos con la gestión medioambiental, ha recibido la certificación por primera vez.

En la actualidad, la red EcoPorts está compuesta por 117 instalaciones de 26 países diferentes, y 31 de ellas han obtenido el certificado PERS, que tiene una validez de dos años. Para evaluar si un puerto cumple con los requisitos exigidos, es necesaria una evaluación independiente por parte de Lloyd’s Register.

 

banner-suscripción-a-cadena-de-suministro-750x110px