El Gobierno de Estados Unidos estaría valorando prohibir las inversiones en el gigante chino del e-commerce Alibaba, así como en la multinacional tecnológica Tencent, con sede en Shenzen.

Así lo aseguran desde el Wall Street Journal, que indica que ya se están estudiando las repercusiones que tendría en los mercados, pues muchos fondos e inversores cuentan con acciones en ambas compañías.

La administración de Trump alega que estas dos empresas podrían tener vínculos con el Ejército y los servicios de seguridad y espionaje de China, por lo que podrían ser forzadas a compartir datos sobre los estadounidenses.

De confirmarse finalmente el veto, se añadirían a una treintena de empresas chinas que quedarán vetadas a los inversores por la misma razón, apenas unos días antes de que Joe Biden asuma el cargo de presidente de EEUU.

La Bolsa de Nueva York finalmente excluirá de esta medida a las grandes empresas telefónicas de China: China Mobile, China Telecom y China Unicom.

Tras conocerse la noticia sobre Alibaba, sus acciones cerraron la sesión en Wall Street con una caída del 5,35%, mientras que los de Tencent perdieron un 3,97%.