Ecodemonstrator de Boeing para Fedex

La fase de pruebas durará unos tres meses, tras los cuales el avión se reincorporará a la flota de la multinacional.

En línea con sus objetivos de innovación en materia aeroespacial, FedEx Express y Boeing trabajarán juntos en el próximo proyecto ‘ecoDemonstrator’, un nuevo avión 777 Freighter construido para la división Express de la multinacional en el que a partir de 2018, se podrán probar diferentes avances tecnológicos, tanto en el ámbito de la propulsión como de las cabinas de vuelo.

El programa, actualmente en su quinta edición, sirve como banco de pruebas para mejorar los futuros aviones en lo que respecta a la seguridad y el medio ambiente. FedEx, que lleva 38 años colaborando con Boeing, se ha comprometido a desarrollar e implementar soluciones innovadoras para conectar el planeta de forma responsable e innovadora.

Con este proyecto podrán probar un nuevo sistema compacto del fabricante de aviones para ahorrar combustible, mejoras en la cabina para aumentar la eficiencia de las operaciones tanto dentro como fuera de los aeropuertos, y la capacidad de vuelo de diferentes partes de un prototipo de avión construidas mediante técnicas que permiten reducir los desperdicios.

Esta fase de pruebas durará en total unos tres meses, tras los cuales el avión volverá a incorporarse a la flota de la multinacional.