Federal Express, el mayor operador de transporte urgente global, con permiso del integrador también norteamericano de UPS, ha llegado a un acuerdo para comprar a su competidor holandés TNT Express por 4.400 millones de euros en efectivo, lo que ayudaría a la compañía de Memphis a expandir su presencia en Europa.

La propuesta de FedEx, que implica el pago de ocho euros en efectivo por cada acción de TNT Express, representa un aumento del 33% con respecto al precio de las acciones de la holandesa registrado el pasado 2 de abril y ha recibido el respaldo unánime del consejo de TNT Express.

La operación ha sido aprobada de manera unánime por el consejo de administración de la empresa holandesa. PostNL, principal accionista de la compañía holandesa con una participación del 14,7%, ha expresado su apoyo irrevocable a la operación. Por su parte, UBS controla el 5,8%, mientras que el resto está repartido entre accionistas institucionales.

Como parte del acuerdo, TNT Express llevará a cabo la venta de sus operaciones aéreas de carga, mientras que la sede de las operaciones en Europa estará en Amsterdam-Hoofddorp. Asimismo, las compañías se comprometen a respetar las condiciones laborales en TNT Express.

Esta operación aún está sujeta a la aprobación de las autoridades de competencia, aunque FedEx espera que las posibles objeciones de competencia puedan ser solventadas de forma adecuada y que el proceso de adquisición pueda completarse a lo largo del primer semestre de 2016.

No es la primera vez que otra compañía especializada en el sector de la paquetería y mensajería intenta comprar TNT. Ya en junio de 2012, UPS intentó hacerse con la empresa holandesa, pero finalmente se vio obligada a retirar su oferta de compra ante la oposición de la Comisión Europea.

Con esta operación, ambas compañías esperan ofrecer mejores servicios a sus clientes y poder ser un competidor fuerte en la industria del transporte y la logística. FedEx se beneficiaría de la red de plataformas y de la red de transporte terrestre europea de TNT , cuya sede está en Lieja, mientras que la compañía holandesa tendría una mejor cobertura en otras regiones a nivel mundial, incluyendo Norteamérica y Asia.