Fegatramer se opone a la subida de peajes

La Federación Gallega de Transportes, Fegatramer, manifiesta su oposición a la subida de peajes prevista para el 2012, al considerarla excesiva, no justificada y que será otro factor más que afectará negativamente a las empresas del sector del transporte de mercancías por carretera en Galicia.

Por este motivo, la asociación señala que con la subida de los precios de los carburantes, los peajes y la bajada de la carga de trabajo, en los primeros meses del años, el sector se situará al borde del colapso.

Las consecuencias que ello pueda tener no solo afectarán a las empresas del propio sector, sino, a la actividad económica en general, teniendo en cuenta que cerca del 80% de las mercancías en España y Galicia, se transportan por carretera.

El peaje de las autopistas estatales, subirá un 3,2% en el 2012, superando así la inflación, la mayor subida desde 2009. El incremento será, además, superior a la inflación, 2,9% interanual a cierre de noviembre, y más del doble respecto a la subida del 1,44% aplicada en 2011.

De este modo, la revisión al alza de los peajes de cara al próximo año será una de las mayores desde que en 2002 entró en vigor la fórmula por la que anualmente se actualizan las tasas de las autopistas en España y, además, llega en un momento crítico para el sector.

Autopistas del Atlántico

En el caso de Galicia el incremento anunciado afectará a los usuarios de la AP-9, la principal vía vertebradora de la comunidad, que conecta Ferrol con Tui, y a la AP-53, en su tramo estatal y de pago entre las localidades de Santiago y Dozón.

En la Autopista del Atlántico el trayecto más largo, el que conecta Ferrol con Vigo, experimentará una subida de 0,55 euros, lo que significa que pasará de los actuales 16,60 euros a 17,15. Si el origen es la ciudad de La Coruña, la subida será menor, 40 céntimos, y el viaje por autopista a Vigo le saldrá al conductor por 13,30 euros.

En los recorridos más habituales para los usuarios coruñeses, el peaje para ir desde la ciudad herculina hasta Santiago subiría 15 céntimos, pasando de 5,30 euros a 5,45, y entre La Coruña y Ferrol, 10 céntimos, de 3,70 a 3,80.

En cuanto a la AP-53, una de las más caras de España, el tramo Santiago-Alto de Santo Domingo pasará de 5,30 a 5,45 euros.

Todas estas cifras serán susceptibles de sufrir pequeñas variaciones ya que Fomento anunció el incremento medio de los peajes a partir de enero pero sin precisar qué subida aplicará concretamente a cada autopista.En su decisión pesarán factores como el tráfico medio o la evolución del IPC.

En cuanto a las autopistas de competencia de la Junta de Galicia, el Gobierno autonómico, por su parte subirá los peajes de las vías de competencia autonómica también entorno al 3%.

Desde Fegatramer, se reclama el mantenimiento de los peajes actuales o en su caso la aprobación de medidas compensatorias para los profesionales del sector del transporte de mercancías por carretera.